06 de febrero de 2019
06.02.2019

Gastronomía y cine alicantino en la Berlinale

El realizador Chema García Ibarra estrena el día 11 el corto Leyenda Dorada en el festival de Berlín y el chef Kiko Moya presenta al día siguiente el documental sobre la L'Escaleta

05.02.2019 | 23:59

Alicante estará representada por partida doble en el Festival Internacional de Cine de Berlín la próxima semana con dos películas: el estreno mundial el 11 de febrero de Leyenda dorada, el nuevo corto de ficción del ilicitano Chema García Ibarra, que compite en la sección oficial de cortometrajes de la Berlinale; y la presentación, al día siguiente, del documental Y en cada lenteja un dios sobre la cocina y la familia de L'Escaleta, el restaurante de Cocentaina de Kiko Moya, que se exhibe en la la sección gastronómica del festival berlinés. Tras esta proyección se servirá después una cena para 200 comensales en la que se mostrará la evolución de la cocina del restaurante con dos estrellas Michelin.

Esta es la segunda vez que el realizador ilicitano aterriza con su trabajo en el festival de Berlín, en este caso en codirección con Ion de Sosa con nuevo cortometraje sobre un día cualquiera de verano en la piscina municipal del pueblo extremeño de Montánchez, donde vecinos de distintas edades se divierten bajo la mirada de la Virgen de Consolación. Como señala el festival berlinés, Leyenda dorada hace de esta «piscina con poco glamour» el escenario principal de la historia para narrar este «pequeño cuento de hadas de verano».

La película de 11 minutos, rodada en 16 milímetros el pasado verano con actores no profesionales, muchos amigos de la infancia de De Sosa, transmite la idea de «verano total» con este trabajo tan «luminoso» y a García Ibarra le hace especial ilusión presentarlo «en Berlín en el mes de febrero, con tanto frío».

Además del Oso de Oro, Oso de Plata y nominación a los Premios del Cine Europeo, el cortometraje puede aspirar también al premio Audi del festival de 20.000 euros, un premio que no estaba en 2013, cuando García Ibarra fue seleccionado en el mismo festival por Misterio y ganó su nominación directa a los Premios del Cine Europeo con este trabajo.

Este es uno de los 24 cortos de 17 países que compiten en la Berlinale, el único español junto al catalán Suc de síndria, de Irene Moray. El fallo se conocerá el 16 de febrero. El ilicitano ha ganado más de 200 premios con sus anteriores trabajos: El ataque de los robots de Nebulosa-5 (2008), Protopartículas (2009), Misterio (2013), Uranes (2014) y La disco resplandece (2016).

Por su parte, el chef Kiko Moya llevará a Berlín la magia de la cocina de L'Escaleta en el documental Y en cada lenteja un dios, dirigido por Miguel Ángel Jiménez, que el festival lo define como «un retrato encantador del universo gastronómico del interior de Alicante» visto por el chef con dos estrellas Michelin Kiko Moya, junto a Luis Moya y Alberto Redrado, en un viaje emocional donde se mezcla la pasión por la gastronomía y la identidad familiar.

Como señaló el cocinero biestrellado, este un documental que «habla mucho de sentimientos, casi más que de gastronomía», y aunque reconoce que la palabra arte le da respeto, admite que «es posible que haya un componente de arte en la gastronomía, al menos en el intento de transmitir una emoción, en este caso a través del plato».

El chef ha elaborado un menú especial para los comensales como broche de oro a la obra audiovisual, que pondrá en el mapa este paraíso culinario perdido en la montala alicantina.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook