23 de noviembre de 2018
23.11.2018

Uno de cada tres profesores se sienten acosados por los padres a través de WhatsApp

El 14,6% de los docentes sufren amenazas o agresiones físicas y un 12,5% son vilipendiados en grupos creados en los móviles por los progenitores de los alumnos

23.11.2018 | 03:26

Coto al WhatsApp. Los profesores se sienten cada vez más acosados por los padres de sus alumnos a través de las nuevas tecnologías, principalmente por el uso indebido de los grupos de WhatsApp, hasta el punto de que uno de cada tres han echado mano del teléfono del defensor del docente para denunciarlo.

Las amenazas y acoso advertidos por los profesores en la Comunidad, en su gran mayoría por el uso indebido del WhatsApp por parte de los padres, y las nuevas tecnologías en general, suman el 30% de los casos recogidos en el último informe referido al curso pasado.

Del análisis de las llamadas de socorro lanzadas por los docentes que se sienten agredidos en sus funciones, se desprende que las comunidades escolares cuyos lazos surgen de las nuevas tecnologías acaba por denigrar la figura del docente con críticas e insultos.

Estos chats que inicialmente resultan útiles para resolver de forma ágil tanto la organización de actividades escolares como extraescolares entre los padres, o para aclarar dudas, derivan cada vez con mayor asiduidad en sacos sin fondo que se aprovechan para el desahogo personal desmereciendo al profesor.

Delito

Así lo destaca el presidente del sindicato de enseñanza Anpe en la Comunidad, Laureano Bárcena, que insiste en dar un toque de atención a los padres por este motivo, hasta el punto de advertir que la «difusión y publicidad de injurias o calumnias a través de estos grupos podría tener la consideración de delito».

Bárcena abunda que en las 17 autonomías que gestiona este defensor del docente, creado ahora hace trece años, la problemática más común para los profesores es ya el uso indebido del WhatsApp por los padres. «Ha crecido significativamente», señala, de ahí que se hayan propuesto lanzar una campaña informativa con un decálogo sobre el buen uso de los grupos de WhatsApp, para contribuir al buen clima escolar.

Utilizarlo únicamente para cuestiones generales de todos los alumnos, sin agregar a desconocidos y dejando las situaciones de conflicto para la conversación personal con el profesor de que se trate, son algunas de las premisas de este decálogo.

Este representante del profesorado añade que con los servicios jurídicos del sindicato seguirán atendiendo a los docentes «contra estas prácticas abusivas», y para «frenar las faltas de respeto. No deben usarse para difamar».

Otro de los extremos que también llaman la atención tras analizar las reclamaciones de los profesores apunta al progresivo incremento de los conflictos en colegios, en los niveles de Primaria.

En los centros de la Comunidad los colegios concentraban el curso anterior el 66% de los casos conflictivos denunciados por profesores, y han aumentado al 73%. Los institutos de Secundaria, por contra, bajan el listón de la problemática de un 34% el curso anterior a un 27% en el último informe del defensor del profesor.

Laureano Bárcena sostiene que este cambio de panorama se debe precisamente a que «han entrado en escena más que nunca los padres. Anpe no quiere un enfrentamiento con las familias –puntualiza–, pero el problema lo traen ellos de casa, de las dificultades para educar a sus hijos y de la postura de la sociedad entera».

Medidas

Para tratar de paliar unos porcentajes de conflictividad con los profesores, que tampoco es que hayan aumentado en términos absolutos, –en la Comunidad globalmente han bajado un 50%–, pero que sí crece en cuanto al nivel de agresividad «cualitativamente», como concreta Bárcena, este servicio del docente reclama a Educación que revise la normativa existente «porque demuestra que es ineficaz a día de hoy».

Pese a que desde las instancias policiales se considera delito la agresión a un profesor –la Ley de Autoridad del profesorado data del 3 de diciembre de 2010–, Anpe denuncia que las resoluciones se dilatan demasiado en el tiempo «y aunque lleguen a ser favorables al docente, el descrédito que se ha provocado de antemano resulta muy difícil de superar».

Bárcena pone asimismo el acento en que hace falta un trabajo en equipo de las familias, alumnos y profesores, porque en solitario ninguna de estas tres patas construye la mejor educación.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Calendario laboral y escolar 2018/2019

Calendario laboral 2018 en la Comunidad Valenciana

Calendario Laboral 2019 de Alicante

Aquí tienes a tu disposición todos los días festivos en Alicante, así como el calendario escolar 2019/2020.