16 de diciembre de 2017
16.12.2017
Alcoy

La campaña del ADN revela que un 40% de los perros está sin censar

572 propietarios ha actualizado los datos de sus canes en el departamento municipal de Sanidad en los últimos quince días

16.12.2017 | 00:51
La propietaria de un perro recogiendo sus excrementos.

La campaña informativa del ADN ha revelado, en los primeros quince días de entrar en vigor la nueva ordenanza de tenencia de animales, que el 40% de los perros que hay en Alcoy están sin censar. Durante este tiempo, además, un total de 572 propietarios han actualizado los datos de sus mascotas en el departamento municipal de Sanidad.

El Ayuntamiento de Alcoy ha hecho balance de los primeros quince días de la entrada en vigor de la nueva ordenanza de tenencia de animales. Durante este tiempo, la patrulla canina de la Policía Local ha ido informando a un total de 111 propietarios de perros de las modificaciones que ha sufrido el reglamento municipal.

Además, según los datos facilitados por el consistorio, los agentes han pedido la documentación a varias personas, detectando cinco perros potencialmente peligrosos, cuatro que no tenían el chip obligatorio y uno que iba suelto. En todos los casos aseguran que se ha iniciado el procedimiento sancionador pertinente.

A los propietarios de los 28 canes que no estaban censados se les ha abierto acta informándolos que disponen de un mes para tramitar la documentación obligatoria en el departamento de Sanidad. En este sentido, el concejal de Medio Ambiente, Jordi Martínez, asegura que en torno al 40% de los perros que hay en la ciudad están sin censar y que, de éstos, entre el 5 y el 6% no tienen chip ni las vacunas en regla. Los propietarios que cumplían con la legislación han sido informados de la nueva medida del ADN, explicándoles que hasta junio pueden realizar la analítica de sangre a sus mascotas.

En este tiempo, otras 572 personas se han acercado al departamento de Sanidad para actualizar los datos de sus perros; 150 de ellos para notificar la defunción del animal y 422 para dar de alta al can.

El Ayuntamiento, por otro lado, ha iniciado más de 50 expedientes en 2017 por incumplir dos ordenanzas municipales. De éstos, 25 son por orinar o escupir en la vía pública y 29 por no cumplir la normativa de tenencia de animales potencialmente peligrosos.

En el caso de los perros, 13 procesos ya están resueltos, 10 en tramitación, 2 desestimados y 4 a punto de iniciarse. Desde el consistorio recuerdan que el objetivo en esta materia «es garantizar la atención adecuada y el buen trato, compatible con la higiene, la salud pública y la seguridad de personas, bienes y bienestar social».

Por todo ello, en la ordenanza se especifica qué animales están considerados potencialmente peligrosos, así como que deben pasear con correa de menos de dos metros y bozal. Además, el propietario sólo podrá llevar un perro y deberá portar la licencia.

Precisamente, el pleno municipal de hoy lunes tiene previsto debatir una moción que va a ser presentada por una platafoprma ciudadana que se opone a la normativa del ADN, al entender que sólo va a permitir controlar a los perros que ya están censados. Esta agrupación ciudadana, que aboga por promover campañas informativas, ha recogido firmas y espera que los grupos políticos municipales les den apoyo en la propuesta que van a presentar esta tarde.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
anteriorsiguiente