15 de julio de 2013
15.07.2013

La Policía peina las empresas de la Vega en busca de trabajadores sin contrato

Los agentes autonómicos intensifican las inspecciones para detectar fraudes laborales

11.11.2013 | 12:30
La niebla cubrió la ciudad las primeras horas del día.

La Policía Autonómica de la Comunidad Valenciana ha intensificado en las últimas semanas las inspecciones de trabajo en las empresas emplazadas en la Vega Baja para detectar fraudes laborales, especialmente en pequeños talleres que en muchas ocasiones operan de forma clandestina. Una de las últimas operaciones llevadas a cabo en el municipio de Albatera se ha saldado con la detención de dos empresarios que empleaban a trece personas de diferentes nacionalidades sin contrato laboral alguno y que no estaban afiliados al régimen general de la Seguridad Social.

Según fuentes de la Conselleria de Gobernación y Justicia, los dos empresarios arrestados por la Policía de la Generalitat Valenciana tenían alquiladas, presuntamente, tres naves industriales en Albatera en las que empleaban a un total de trece personas que no estaban contratadas legalmente.

Una de estas empresas era un taller encubierto en el que un total de siete empleados acudían cada día a ejercer su jornada laboral en horario nocturno para evitar ser descubiertos. En este caso, la jornada de trabajo comenzaba a las 20.00 horas y se extendía hasta las cuatro de la madrugada con el objetivo de intentar que la actividad pasara desapercibida tanto por los agentes como por los vecinos de la zona. Los empleados, según las mismas fuentes, ejercían sus laborales en condiciones insalubres.

En los otros dos talleres que, siempre según el comunicado del Consell, operaban de forma encubierta, trabajaban de forma regular otras seis personas más en pésimas condiciones. En una de estas fábricas clandestinas se ejercían labores para reciclar ropa usada, mientras que en la otra se fabricaban escobas de forma artesanal.

Como resultado de la operación, los agentes de la Inspección de Trabajo han levantado actas para la tramitación de los expedientes sancionadores a los empresarios, a los que se les atribuyen sendos supuestos delitos contra el derecho de los trabajadores y el medio ambiente. Asimismo, ha sido detenido uno de los empleados, originario de Argelia, por no tener regularizada su situación en España, a quien se le ha aplicado la Ley de Extranjería.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook