13 de mayo de 2020
13.05.2020
Información

Orihuela adjudica la limpieza del cauce de la rambla de Cabo Roig

El Ayuntamiento invertirá 44.000 euros en retirar vegetación, árboles tronchados, tocones y otros vertidos para liberar la capacidad del cauce

13.05.2020 | 10:29
Dámaso Aparicio en el cauce de la rambla de Cabo Roig, repleta de vegetación invasora

La CHS limpió el cauce de la rambla río Nacimiento días antes de la DANA y de Barranco Rubio días después

El concejal de Medio Ambiente, Dámaso Aparicio (PP) ha informado sobre el comienzo de los trabajos de limpieza y adecuación que se van a llevar a cabo en el mes de junio en la rambla de Cabo Roig, situada en la zona costera de Orihuela.

"Se trata de unas actuaciones demandadas por los vecinos desde hace años que por fin se van a realizar gracias al acuerdo que alcanzamos con la Confederación Hidrográfica del Segura (CHS) y que van a comenzar la primera semana del mes de junio", ha explicado Aparicio.

Estas labores de acondicionamiento, que tendrán una duración de un mes, se han adjudicado por un importe total de 44.566 euros. Y es que, fruto de la reunión mantenida entre el edil de Medio Ambiente y el presidente de la CHS, Mario Urrea, Orihuela se comprometía a efectuar estos trabajos mientras la CHS limpiaba y adecuaba la rambla Río Nacimiento (La Glea) y Barranco Rubio. Unas actuaciones que se efectuaron, la primera unos días antes de que ocurriera el episodio de la DANA del pasado septiembre, y la otra, después de estas inundaciones.

En este sentido, el edil de Medio Ambiente, ha pedido nuevamente a la CHS que "se refuerce el mantenimiento del río en sus cauces y ramblas, y que se haga un seguimiento eficaz de su estado".

Tal y como ha asegurado el concejal, "se van a extraer y retirar de las zonas designadas todos los árboles, tocones, plantas, maleza, broza, maderas caídas, escombros, basura o cualquier otro material que se considere indeseable".

Actualmente, la rambla de Cabo Roig está habitada por vegetación frondosa, maleza, rastrojos, cañaverales, árboles tronchados y otros residuos que podrían impedir el correcto flujo de las aguas hacia la desembocadura en caso de precipitaciones haciendo efecto tapón y además podrían producir un alto riesgo de incendios en verano.

"Ahora Orihuela cumple su compromiso con la Confederación Hidrográfica del Segura, así como con los vecinos de Cabo Roig, que después de muchos años, volverán a tener en perfectas condiciones este espacio natural", ha manifestado Dámaso Aparicio.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook