17 de marzo de 2020
17.03.2020
Hoy es martes en Orihuela

Palos en las ruedas

17.03.2020 | 13:23

Se dice que alguien pone "palos en las ruedas" cuando pone trabas a algo que él mismo ha propuesto. ¡Sólo por joder!. Esa sería la "definición libre" de una expresión que, últimamente, ha puesto muy de moda el gobierno de Pedro Sánchez cuando, sobre todo, el presidente y su "muy amigo" Pablo Iglesias, se refieren a los "vetos sanitarios" que, según su parecer, ponen los grupos de la oposición -peperos de Pablo Casado, naranjitos de Inés Arrimadas o "voxeros" de Santi Abascal- para poder sacar adelante su programa, que -en situaciones/cuestiones puntuales- nadie sabe cuál es, porque ya me contaréis "la gestión que se ha hecho de la crisis por el bicho cabrón que nos está jodiendo", y que si se hubiesen adoptado las medidas que se aprobaron el otro día -una semana tarde- no tendríamos tantos "posibles transmisores del bicho en la comarca". El tito Pedro ha decretado el "estado de alerta" y que "se limite el desplazamiento de personas en el territorio nacional". ¡A buenas horas mangas verdes!Ahora que tenemos el litoral comarcano "llenetico de madrileños sospechosos".

Esa gestión me recuerda la que hizo Rodríguez Zapatero -el mediador venesolano- sobre la crisis económica que "nos cogió en bragas", pese a que, con los años, ZP "entonó el mea culpa" -¡más vale tarde que nunca!- reconociendo que "fue un error" negarla, aunque, resistiéndose a dar su brazo a torcer, apostilló: "no hubo engaño". ¡Engaño no, lo siguiente!. Su alumno aventajado, Pedro I de Tetuán -nació en ese distrito madrileño-, no ha salido a la palestra hasta que el virus cabrón "se ha llevao palante" a unos cuantos y se ha contagiado/infectado mogollón de gente, hasta el punto de que se han suspendido eventos como las Fallas de Valencia, se ha cancelado la Semana Santa y se han cerrado colegios y universidades o las ligas de fútbol y baloncesto (ACB), Asobal, Moto GP y F1, al igual que otras citas deportivas y culturales. El "presi" ha anunciado ayudas para los damnificados (personas y empresas), como hizo con los "vegabajeros" que lo perdieron todo con la DANA de septiembre y que todavía están esperando que lleguen las perras. ¡Qué risa, María Luisa!. Pero no pasa nada, ¿verdad, Pedro?. Tus palmeros seguirán riéndote las "gracietas" y tú tan contento/pancho con tu Falcon, los "retiros espirituales toledanos" con "tu corte celestial dorándote la píldora", etc€. ¡Tiempo habrá para que la historia te juzgue -como a ZP- y revele la ineptitud de tu Ejecutivo en temas/asuntos a los que hay que echarle un par de cojones, como el que nos ocupa!. ¡Incluso la OMS te ha acusado de inacción!. ¿Y la ministra Montero?. ¡Pobreta, se reía de Ortega Smith (Vox) y ella también ha pillao el bicho, lo mismo que Carolina Darias (PSOE), Abascal (Vox) o Ana Pastor (PP), entre otros políticos! ¿Y Pablo Iglesias?, ¡se saltó el aislamiento para acudir al consejo de ministros y nadie ha dicho nada! ¡La risa va por barrios y aquí no se libra ni Dios!

Pero no quiero referirme a ese tipo de "palos en las ruedas", sino a los que los peperos de la Esquina del Pavo parecen poner -¡digo parece!- a quienes tienen que lidiar con uno de los "miuras" que mueven la economía oriolana, el Urbanismo. ¡Si, Urbanismo, con mayúsculas!. El otro morlaco/toro sería el Turismo, "sector al que habría que meterle un chute de cosido con pelotas" para "espabilarlo/resusitarlo", porque está más muerto que El Cid Campeador en la última batalla que ganó a los moros de Valencia.

Me cuenta uno de los jefes de Cs -"dueños/amos" de la cartera de Urbanismo en Palacio- que Cómodo es quien "pone palos en las ruedas" a la hora de aprobar licencias de obras. ¡Y eso que fue él quien auspició, y firmó, un convenio con el Colegio de Arquitectos para "agilizar" su tramitación y, de esta forma, "desbloquear" un sector que, sobre todo en la costa, reporta pingües beneficios a las arcas municipales!. ¡Manda huevos, que dijo aquel!. Los técnicos municipales -según mis gargantas profundas- se quejan de que tienen que validar proyectos/informes que no son suyos y se ven obligados a elaborar otros, con lo que, primero, se duplica el trabajo y, segundo, se ralentiza la concesión de permisos para construir, con el consiguiente cabreo/mosqueo de los promotores. ¡La virgen santa! ¡Esa es una buena gestión, casi tanto como la de Pedro Sánchez con el coronavirus!.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook