11 de febrero de 2020
11.02.2020
Información
Torrevieja

Un juzgado investiga el misterio de la «aparición» de 9.000 colchones en Torrevieja

Las diligencias abiertas a instancias del Seprona reclaman al Ayuntamiento documentar cómo se ha supervisado el gasto en el reciclaje de los jergones | El juez indaga si enseres ya retirados volvían a la calle y se facturaba su eliminación por duplicado

10.02.2020 | 23:14
El ecoparque y la empresa de basuras comenzaron a marcar los colchones en el mes de noviembre.

Las imágenes del aluvión de colchones abandonados en las calles de Torrevieja fueron protagonistas a finales de la canícula veraniega y de sequía informativa de 2019. Hasta 9.000 se habían recogido de las calles de la ciudad entre junio, julio, agosto y septiembre, informaba la concejala del área Carmen Gómez (PP). Todo un misterio. Nadie sabía su procedencia, ni cómo seguían apareciendo más y más por todas las esquinas del centro y las urbanizaciones. Pero el asunto ha dado el salto del chascarrillo a algo más serio.

El juzgado de Instrucción 3 de Torrevieja ha abierto diligencias previas de investigación para averiguar si han producido supuestas irregularidades en la gestión del reciclaje de colchones en la ciudad. Según ha podido confirmar INFORMACIÓN, el titular de este juzgado remitió un oficio al Ayuntamiento torrevejense a finales de enero para que en un plazo de diez días le enviara documentación disponible sobre «el pliego de condiciones y contrato sobre el reciclaje de colchones entre marzo de 2017 a octubre de 2019». Y en especial, reclama el juzgado, «cómo ha controlado el Ayuntamiento de Torrevieja el gasto relativo al reciclaje de colchones durante ese periodo».

Sobre la sospechosa aparición de miles de colchones de una forma tan abrupta durante junio, julio, agosto y septiembre se manejaron varias hipótesis que el juzgado parece que tiene intención de investigar. Desde su traslado de empresas de otros municipios hasta Torrevieja para evitar el coste de reciclaje, a la llegada masiva de estos jergones procedentes de daños de la DANA -aunque es algo que ocurrió a mediados de septiembre- hasta la última sospecha, la que mayor implicación tendría para la administración local: que estos voluminosos enseres estuvieran siendo retirados y después devueltos a la calle para volver a cobrar su reciclaje. Porque por cada uno de los colchones a reciclar -un tratamiento que no es sencillo y del que se obtiene escaso material de valor reutilizable- el ecoparque recibe 19 euros.

Ante esa sospecha la empresa del ecoparque y Acciona reaccionaron rápido y comenzaron a marcar con espray cada uno de los colchones para que no hubiera duda de que no regresaban a la calle. La denuncia la presentó el Servicio de Protección de la Naturaleza de la Guardia Civil (Seprona). El alcalde Eduardo Dolón (PP) señaló ayer que fue el Ayuntamiento de el que instó a la investigación de oficio del Seprona al advertir públicamente de la presencia de esa gran cantidad de colchones en la vía pública. La Policía Local estuvo tras la pista de varias empresas procedentes de otros municipios que realizaban esas prácticas. Eduardo Dolón explicó que fue también en ese momento cuando Acciona y el ecoparque comenzaron a marcar los colchones, como explicó el propio ecoparque a INFORMACIÓN en noviembre, para evitar cualquier sospecha de fraude: que el material volvía a la calle para que se facturara por duplicado . Desde octubre el número de jergones recogidos en la calle ha caído sensiblemente, también coincidiendo con la temporada baja.

La documentación que reclama el juzgado no será fácil de obtener -si existe- porque desde junio de 2016 no existe relación contractual entre la empresa que recoge la basura y limpia las calles de Torrevieja, Acciona, y el Ayuntamiento. La administración local abona mensualmente en torno a un millón de euros por esos servicios. La empresa agotó sus 10 años de contrato y dos prórrogas de uno sin que la administración local fuera capaz de impulsar un nuevo servicio. Sí existe un acuerdo entre ambas partes para que Torrevieja no se quede sin una prestación esencial en similares condiciones económicas a las dispuestas en la adjudicación agotada. Sí es posible que se pueda documentar un acuerdo entre Acciona y el ecoparque y la facturación final al Ayuntamiento.

Cambio


Este diario ha podido conocer que fue Acciona la que decidió cambiar el método de reciclaje de los colchones porque el que empleaba hasta marzo de 2017 suponía un sobrecoste muy importante para la empresa y para el propio municipio. Es un residuo que ocupa un gran volumen y había que trasladarlo en camiones hasta la empresa de reciclaje fuera de la Comunidad.

Así, desde marzo de 2017 la empresa prescindió de la mercantil que reciclaba los colchones enteros y habría llegado a un acuerdo para trasladarlos al ecoparque municipal, que gestiona una empresa local por concesión. Allí se realizaría un proceso de reciclaje que permitiría reducir los colchones a distintos derivados. Desde el ecoparque se vacía el relleno, se retiran los muelles y se reciclan las cubiertas textiles.

La supervisión municipal de todo el servicio que realiza Acciona en Torrevieja, desde el aseo urbano, a la limpieza del litoral a la retirada de residuos, está a cargo de un único técnico que no tiene capacidad ni tiempo para realizar ese seguimiento en solitario.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook