01 de febrero de 2020
01.02.2020

Un juez anula la multa por ubicar una Cruz de Mayo en la plaza de España

El Ayuntamiento de Callosa sancionó la instalación en el mismo lugar donde se retiró la Cruz de los Caídos por vulnerar la ordenanza de espacio público

31.01.2020 | 23:02
Retirada de la Cruz de Mayo portátil el 4 de mayo de 2018

Dos años después de la retirada de la Cruz de los Caídos, en pleno espacio público de la plaza de España y frente a la iglesia Arciprestal de San Martín, este símbolo sigue muy presente en el municipio. El Juzgado de lo Contencioso Administrativo número 1 de Elche ha dado la razón a la Plataforma en Defensa de la Cruz de Callosa de Segura y ha anulado y obligado al Consistorio a devolver la multa impuesta de 150 euros por ocupar la plaza y colocar un cruz de flores y velones el día de las Cruces de Mayo -4 de mayo-, y tras la retirada de la cruz de los caídos en aplicación de la Ley de Memoria Histórica. La Cruz recordaba a 80 vecinos asesinados en la Guerra Civil del bando sublevado. La sentencia, es firme y condena al consistorio, además, al pago de las costas -300 euros-.

El recurso lo presentó Abogados Cristianos, según dio a conocer la Plataforma. El decreto sancionador es del 1 de octubre de 2018.La juez entiende ahora que el Consistorio impuso la multa al partir de «una presunción de culpabilidad» sobre una actividad que «en ningún momento llega a acreditar». Apunta que una concejala declaró en el juicio que en esos días se celebran las Cruces de Mayo, por lo que se autoriza a la Iglesia a vender plantas en la zona y que «puede haber mucha gente por allí». El fallo recuerda que el vicepresidente de la Plataforma en Defensa de la Cruz solicitó autorización para manifestarse contra la retirada de la Cruz de los Caídos a la Subdelegeción del Gobierno del 3 al 23 de mayo, a excepción del día 4, cuando se celebran las Cruces de Mayo.

Era una fiesta

Por ello, entiende la juez que se debería haber sancionado «a todas las personas que estaban el día de los hechos en la plaza» y que portaban «velones, cubos con flores o colocaban o portaban un cruz» en el día de las Cruces de Mayo. Además, recuerda que toda resolución sancionadora «sea penal o administrativa, requiere a la par certeza de los hechos imputados, obtenida mediante pruebas de cargo y certeza de culpabilidad». Ante la inexistencia de prueba de cargo, la conclusión «no puede ser otra que la de considerar que la administración demandada no procedió conforme a derecho».

Abogados Cristianos ha acusado al PSOE del exalcalde Francisco Maciá de no haber dejado «de perseguir a la Plataforma. Odian la cruz y a los vecinos que la defienden», aseguran. El PSOE ha reclamado ya en la oposición en el espacio público sea «neutral».Polonia Castellanos, presidenta de Abogados Cristianos, dijo ayer a Europa Press que es «la primera victoria» que obtienen en este proceso y agregó que confían «en ganar también el recurso de las multas de Tere Agulló -quien proyectó una cruz de luz en la fachada de la iglesia-, y el retiro de la cruz de piedra».

Promesa

El equipo de gobierno del Partido Popular, que gestiona con respaldo de Cs, no ha podido cumplir a los siete meses de iniciarse este mandato una de sus principales promesas electorales: restituir de forma inmediata la Cruz a su ubicación en la plaza de España. Los populares argumentan que han heredado un procedimiento judicial en el que el Ayuntamiento defendía su decisión de retirar la Cruz en cumplimiento de la ley de Memoria Histórica ante la batalla judicial planteada por Abogados Cristianos para que se restituya. Y que mientras no se resuelva ese contencioso, que dirime el Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad no pueden actuar. Ese contencioso ya estaba en marcha la campaña electoral de mayo de 2019.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook