09 de diciembre de 2019
09.12.2019

El PP restituye placas conmemorativas al exalcalde condenado por corrupción, según Los Verdes

Un acuerdo del Consell de 2015 -también respaldado por el PP- instaba a la retirada de menciones honoríficas o placas inaugurales a cargos públicos condenados por corrupción como es el caso de Pedro Hernández que cumplió tres años de cárcel

09.12.2019 | 14:31
Imagen de la placa conmemorativa del 75 aniversario de la UMT rescatada por el actual gobierno municipal y situada a los pies de las esculturas del paseo Vista Alegre

Los Verdes ha denunciado que el equipo de gobierno del PP en el Ayuntamiento de Torrevieja está incumpliendo un acuerdo de las Cortes Valencianas por el que se instaba a retirar todas las placas conmemorativas en el que aparecieran cargos públicos condenados por corrupción.

En concreto se ha restituido -al menos- una de las placas retiradas en el anterior mandato en la que aparece el exconvicto Pedro Hernánez Mateo en su condición de primer edil en 2002, en la inauguración un monumento en el paseo Vista Alegre. 

La formación insta a "que se restituya la legalidad en esta población, y que se cumpla con uno de los principios básicos de la transparencia y el buen gobierno, como es el que no se le concedan distinciones a quienes se han aprovechado de la democracia y la legitimidad para su lucro personal".

Los Verdes ha recordado que el 15 de octubre de 2015 se aprobaba en el pleno de Les Corts la Resolución 36/IX, sobre la retirada de todas las placas conmemorativas, inaugurales o menciones honoríficas donde figure el nombre de personas que hayan ostentado cargos públicos y hayan sido condenadas por sentencia firme por casos de corrupción. Resolución que fue respaldada con los votos del PP.

Las mismas fuentes indicaron que Torrevieja en aquel momento recogía en sus edificios, calles y demás dependencias "públicas infinidad de placas que conmemoraban el pasado corrupto de esta ciudad, ligado al Partido Popular".

En ese momento aparecían "infinidad de nombres ligados a la corrupción que decoraban las calles de Torrevieja. Tanto era así que el mismísimo Francisco Camps ostentaba el titulo de hijo adoptivo de esta ciudad hasta que en 2018 el anterior gobierno plural la eliminó con la abstención del Partido Popular, título por cierto, otorgado por Pedro Hernández Mateo, un alcalde juzgado y condenado por corrupción y eliminado también en la anterior legislatura del callejero y los honores concedidos en el espacio común de los Torrevejenses".

La formación ha expresado "su sorpresa doble al encontrar que se están restableciendo las placas eliminadas en las que figura el nombre de este exalcalde que puso y sigue poniendo a Torrevieja en el mapa de la corrupción y los tejemanejes del Partido Popular". Para la misma fuente se está "prestando espacio público con nocturnidad y alevosía a honrar otra vez a personalidades que han protagonizado y están protagonizando la historia más negra de nuestra democracia actual, la de la corrupción encabezada por el Partido Popular".

A juicio de LV-Compromiso Municipal se  honra "a políticos que según ellos ya nada tienen que ver con su forma de actuar, pero que como hemos comprobado "in situ", vuelven a otorgar un espacio de reconocimiento público a la mínima de cambio, y es que aunque la mona se vista de seda, corrupta se queda".

La formación en la oposición documenta su denuncia pública con una placa restituida en el paseo de Vista Alegre en la que se conmemora el 75 aniversario de la Unión Musical Torrevejense, celebrado en 2002. La placa está a los pies de un grupo escultórico que sin esa inscripción carecía de explicación para los viandantes.

El exalcalde Pedro Hernández Mateo fue primer edil de la ciudad durante más de dos décadas. Su carrera política -también como diputado autonómico- culminó con una condena firme por un caso de corrupción en el que se probó que amañó el resultado de un concurso multimillanario de recogida de basuras. Cumplió 3 años de cárcel por falsedad documental y está en vigor su condena a inhabilitación para ejercer cualquiler cargo público. En cumplimiento del acuerdo de las Cortes el gobierno de izquirdas del anterior mandato en el  Ayuntamiento retiró numerosas placas de espacios públicos y edificios municipales. Fue el caso del Teatro Municipal, el edificio de Urbanismo o un pantalán de pesca deportiva, aunque en otros lugares, como el Palacio de Justicia, se mantenga en el mismo lugar -además en este caso en combinación con otros cargos públicos del PP investigados o condenados.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook