08 de noviembre de 2019
08.11.2019

El Segura seguirá recibiendo desde Santomera hasta finales de mes agua muy salina no apta para regar

Los regantes advierten que la Confederación sigue desembalsando la presa de Santomera en el río a los dos meses de la DANA

07.11.2019 | 22:27
El Segura seguirá recibiendo desde Santomera hasta finales de mes agua muy salina no apta para regar

La CHS destina más de un millón de euros a reparaciones en el embalse y retirar miles de toneladas de bardomeras acumuladas por la gota fría.

La Confederación Hidrográfica del Segura (CHS) ha notificado a los juzgados de Aguas del riego tradicional de la Vega Baja que va seguir desembalsando caudales del embalse de Santomera hasta el final del mes de noviembre.

El anuncio volvió ayer generar malestar entre los agricultores de la comarca porque supone que una parte importante del caudal circulante por el Segura entre Orihuela y Guardamar registre un elevado nivel de conductividad -salinidad en el agua-. Con umbrales muy por encima de los recomendados para el riego de cítricos -que son las producciones que mejor soportan esa salinidad-.

La Confederación comenzó a aliviar el volumen de agua acumulado en el pantano de Santomera desde el episodio de la DANA de septiembre. Las lluvias torrenciales llenaron el embalse con 21 hectómetros de agua que no sirve para regar. El agua de las ramblas y el propio lecho del embalse es muy salinos. La presa se realizó como defensa contra avenidas de las ramblas Salada y río Chícamo-Abanilla.

En las peores horas de la DANA, los días 13 y 14 de septiembre, cuando se registraron hasta 500 litros por metro cuadrado en puntos de la cuenca del Segura, el embalse tuvo que aliviar caudal tanto por los aliviaderos intermedios como por los superficiales, los situados justo por debajo del límite de la pared de la presa.

Los regantes han pedido que la CHS utilice las infraestructuras del postrasvase para equilibrar la situación de calidad de los recursos hídricos incorporando agua sin salinidad al río antes de su llegada Orihuela, en el sifón del postrasvase -los tubos-.

En estos momentos quedan 7 hectómetros acumulados de agua en Santomera. El problema de la elevada salinidad de estas aguas se suma al que ya registra el Segura por la aportación de aguas residuales depuradas de Murcia con elevada conductividad.

Entre los 20 millones de euros en obras de emergencia que va a llevar a cabo la CHS -y que no figuran todavía en el perfil de Contratación del Estado- se destinan 1.088.000 euros a las reparaciones de las tomas de la presa y la retirada de toneladas de bardomeras acumuladas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook