18 de octubre de 2019
18.10.2019

Timmermans se compromete en Orihuela a agilizar la llegada de ayudas europeas a la Vega Baja

El vicepresidente primero de la Comisión Europea ha visitado las zonas afectadas por la gota fría y ha pedido que se lleve a cabo "una gestión más sostenible del agua"

18.10.2019 | 16:48
Timmermans se compromete en Orihuela a agilizar la llegada de ayudas europeas a la Vega Baja

El vicepresidente primero de la Comisión Europea (CE), el socialista holandés Frans Timmermans, se ha comprometido a agilizar la llegada de las ayudas europeas a través de los fondos de solidaridad, los que el Gobierno central debe solicitar en primer lugar al tratarse de una emergencia. Timmermans ha visitado hoy Orihuela, la considerada zona cero de la catástrofe provocada por la DANA el pasado mes de septiembre. Allí también ha señalado que ayudará al Gobierno central y al valenciano a conseguir "una gestión más sostenible del agua". El vicepresidente de la Comisión Europea se ha reunido en el Ayuntamiento de Orihuela con el presidente de la Generalitat, Ximo Puig, el presidente de las Cortes Valenciana, Enric Morera, el de la Diputación de Alicante, Carlos Mazón, y alcaldes y concejales de la Vega Baja, donde ha observado los estragos del reciente episodio de gota fría o DANA a través de un vídeo que se ha proyectado en el salón de plenos y de una exposición de fotografías que también visitaron los Reyes de España en su reciente visita a la capital comarcal.

Timmermans ha asegura haberse quedado muy sorprendido con las consecuencias de la gota fría en la Vega Baja y, en este sentido, ha dicho que "esta región está sufriendo los retos más claros que nos presenta el cambio climático en Europa" ya que, ha exclamado, "pasáis de una situación en la que no tenéis nada de agua a otra de gota fría en la que os ahogáis con tanta agua". Para Timmermans, es una paradoja que "este agua que os ahoga termine por irse al mar y no ayude a hacer frente al problema de la sequía", ante lo cual ha propuesto que, de forma conjunta con el Gobierno regional y con España, "intentar ver la forma que Europa pueda ayudar para una gestión más sostenible del agua". "Imaginaos, por ejemplo, que esta gestión se llega a implementar y que toda el agua que llega en cantidades tan enormes puede ser canalizada e, incluso, reservada para utilizarla", ha indicado.

El vicepresidente de la Comisión ha destacado los beneficios que se podrían conseguir de esta forma para la agricultura y para crear ciudades "más verdes, con más calidad de vida". Ha apuntado que uno de los retos más acuciantes es la desertificación y también obtener fuentes de energía sostenibles contra el cambio climático, y ha añadido que el trabajo que se desarrolle en el Mediterráneo "podría ser un modelo para aplicarlo en otras zonas de la Unión Europea". "El hecho es que si la gota fría no es un fenómeno que se da cada 50 años sino que potencialmente podría ocurrir cada año debido al cambio climático, tenemos el deber de proteger a nuestros ciudadanos y adoptar medidas para adaptarnos de forma inmediata", ha alertado.

Por su parte, se ha comprometido a que a nivel europeo hará lo posible para que estas demandas "se escuchen". Tras ver los efectos de las inundaciones "in situ", Timmermans ha valorado el trabajo de los servicios de emergencias y el "heroísmo" mostrado por las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado. Al mismo tiempo, ha prometido que hará "todo lo que pueda" para acelerar unas ayudas que contribuyan a solucionar los problemas y a que las consecuencias "se solucionen lo antes posible". Sobre la posible aceleración de estas ayudas, ha señalado que con los fondos europeos de emergencia hay que cumplir una serie de condiciones, aunque ha añadido que Puig ha escrito una carta en este sentido y que el grupo socialista europeo tratará de que los trámites "sean los más cortos posibles".

Por su parte, el president de la Generalitat, Ximo Puig, ha calificado de vital "la sensibilidad de la UE" hacia la Comunitat Valenciana para "encarar el renacimiento de la Vega Baja", y ha prometido a "trabajar todos juntos para que sea así". "El apoyo de la UE es fundamental", ha incidido antes continuar que "a través de un plan operativo, dentro del marco de las políticas financieras de la UE, se puede tener el suficiente soporte económico para llevar a cabo una acción reformista en profundidad". Puig ha recordado que la Generalitat ha aprobado dos decretos para atender las necesidades de las viviendas y los vehículos, y ha dicho que actualmente se elabora "todo el conjunto de respuesta a la inmediatez de la DANA".

Por su parte, el alcalde de Orihuela, Emilio Bascuñana, ha traslado al vicepresidente de la Comisión Europea "la necesidad urgente que tenemos en la Vega Baja de contar con infraestructuras hidráulicas para prevenir los efectos del Cambio Climático". En este sentido el alcalde oriolano ha insistido en que "queremos que las infraestructuras que necesitamos estén contempladas en el Plan Operativo de la Generalitat Valenciana y que se trasladen a la Unión Europea, para disponer de ellas en 2021, porque cada día que perdemos estamos condenando a Orihuela y a la Vega Baja". Asimismo, el regidor oriolano ha señalado también que "como alcalde de Orihuela reivindicaré y reclamaré antes todas las instituciones las infraestructuras necesarias para que nuestros vecinos, nuestros agricultores y nuestros empresarios no vuelvan a vivir una situación como la que nos encontramos en estos momentos".

Por otra parte, Bascuñana ha indicado también que "nuestra tierra está amenazada por el Cambio Climático y es el momento de actuar con determinación y dotar de los recursos necesarios para que de manera conjunta entre instituciones podamos actuar sin más dilación". Y ha finalizado manifestando que "las infraestructuras hidráulicas son necesarias porque de ellas depende la supervivencia de la Vega Baja".

Tras finalizar la reunión, han realizado una visita a la oficina de tramitación de las ayudas en el edificio Prop, de las que ya se han tramitado 8.455, y han visitado el margen del río a su paso por el centro urbano de Orihuela donde se desbordó y aún quedan señales, en forma de barro y cañas, de los trágicos días vividos en la Vega Baja de los que Timmermans ha dicho estar "muy sensibilizado".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook