10 de octubre de 2019
10.10.2019
Albatera

Los vecinos del Espartal logran las obras de mejora del vial rural tras años de quejas

La Diputación adjudica el acondicionamiento por 254.000 euros de los cuatro kilómetros compartidos por Albatera y Orihuela

10.10.2019 | 20:03
La alcaldesa Ana Serna, a la izquierda, este jueves en al carretera que los vecinos denuncian como intransitable desde hace años

El acta de replanteo se ha firmado hoy. La carretera ha sido mantenida solo por Albatera desde su construcción en 1980 pese a que la mitad de su trazado es oriolano. Ambos municipios no han atajado el paso de maquinaria pesada de empresas de extracción de áridos, que son los que han deteriorado más el pavimento.

La empresa González Soto se ha adjudicado el contrato de mejora del camino del Espartal que une la zona rural de Albatera con el término municipal de Orihuela, desde la Nacional-340. La obra impulsada por la Diputación Provincial tiene un coste de 254.000 euros (impuestos incluidos). El proyecto se elaboró y se presentó en mayo de 2018. La licitación de la obra se inició en mayo de este año 2019. La contratación de la redacción del proyecto a 2017. Las quejas de los vecinos porque el camino está intransitable se remontan a años atrás, antes de 2015. 

El proyecto contempla actuar sobre 4,3 Km desde la N-340 (Estación de servicio Los Martínez) en un trazado que discurre al 50% entre los términos de Albatera y Orihuela. El camino rural fue pavimentado por el Yrida (Instituto de Reforma y Desarrollo Agrario) en 1980 a petición del Ayuntamiento de Albatera. El mantenimiento de todo el tramo, incluído el oriolano, ha corrido a cargo desde entonces el Ayuntamiento de Albatera pese a que muchas quejas las recibía de vecinos que residen en término oriolano.

Según Ana Serna (PP), alcaldesa de Albatera y vicepresidenta la Diputación, las obras comenzarán en los próximos días -tienen un plazo de ejecución de dos meses-. Serna ha firmado junto al alcalde de Orihuela, Emilio Bascuñana, y Ángel Noguera, concejal de Infraestructuras del ayuntamiento oriolano el acta de replanteo de la obra, un trámite desde el que ya corren los plazos de ejecución -en este caso dos meses-.

La primera edil, ha indicado que "este es un proceso que comenzó en 2015 respondiendo a una demanda vecinal, que por fin van a ver cumplidas sus peticiones pudiendo transitar un camino en condiciones", además ha transmitido a los vecinos "la alegría que supone para el ayuntamiento poder daros esta noticia, y deciros que las obras no van a tardar mucho en finalizarse". Por otra parte también ha querido "agradecer a la Diputación por hacer que esto sea hoy una realidad". En el mismo tono se ha expresado el alcalde de Orihuela, Emilio Bascuñana (PP).

El deterioro del vial se ha acelerado pese a estas actuaciones por el uso irregular del camino -que no está preparado para el paso de maquinaria pesada- por parte de empresas de extracción de áridos, en un uso sin control por parte de ambas administraciones locales. Además el vial, de unos seis metros de anchura se realizó en su día ocupando una vía pecuaria de diez metros de anchura que está sin deslindar: la Cañada de la Senda de Serranos. Algo que implica que los ayuntamientos de Albatera y Orihuela estuviesen obligados a solicitar a la Generalitat un permiso para la repavimentación de los 26.000 metros cuadrados previstos en la mejora.

En una nota de prensa los ayuntamientos de Albatera y Orihuela elevan por error la inversión total en casi cincuenta mil, hasta los 300.500 euros, en una confusión entre el precio de licitación de base y el precio final de adjudicación. La nota está acompañada de una imagen de los políticos este jueves en la carretera y en la firma del acta.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook