09 de octubre de 2019
09.10.2019
Contenido exclusivo para suscriptores
Bascuñana y Aix, el día que anunciaron el pacto de gobierno.

Bascuñana ficha al exalcalde de Redován como asesor del Ayuntamiento de Orihuela

El popular Emilio Fernández, abogado de profesión, cobrará 29.000 euros por una medio dedicación | Es uno de los 18 puestos de personal de confianza que costarán a las arcas 402.000 euros anuales. Entre los nombramientos asignados al PP figura un familiar del secretario del pleno.

08.10.2019 | 22:23 Un artículo de

El Boletín Oficial de la Provincia (BOP) publicó ayer los nombramientos de 18 plazas de personal eventual -asesores elegidos a dedo por el alcalde, Emilio Bascuñana- que costarán 402.000 euros brutos anuales brutos a las arcas municipales -sin contar con el gasto por seguros sociales que asume el Ayuntamiento como contratador-. Entre los «fichajes» destacados para las filas del PP se encuentra Emilio Fernández Escudero, abogado y hasta hace cuatro meses alcalde de la localidad vecina de Redován. A Fernández, que renunció a su continuidad como alcaldable del PP -los populares volvieron a ganar en este municipio por mayoría absoluta- ya se le vio el pasado 1 de octubre trabajando para el equipo de Bascuñana en una reunión de la Cámara de Comercio de Orihuela y ayer en el acto del 9 d'Octubre en La Lonja. La retribución asignada para el letrado es de 29.000 euros brutos anuales por una media dedicación. Es decir, podrá hacer compatible su puesto con otras actividades económicas fuera del Consistorio oriolano.

Otra de las plazas asignadas al equipo de Emilio Bascuñana que destaca sobre las demás es la destinada a Santiago Romero Estremera con una dedicación completa por 28.000 euros al año. Es familiar de Virgilio Estremera Saura, habilitado nacional, secretario general del pleno, y el funcionario de mayor rango del Ayuntamiento de Orihuela. En manos de este fedatario público están las decisiones de carácter jurídico más importantes de la administración local, además de ser secretario del pleno municipal.

Repite en el cargo de asesor Javier Cifuentes García, que en su día fue interventor municipal, y que ya ejerció como asesor del PP en el anterior gobierno del PP. Percibirá una retribución de 28.000 euros brutos anuales. En el núcleo duro del personal de confianza de Bascuñana se mantiene la jefa de prensa, Llanos Párraga (37.000 euros anuales brutos), o Jesús Buendía -ligado a la conexión con las pedanías- con una retribución de 37.000 euros. Además, figura Sonia Huertas Roca (37.000 euros) en la «tradicional» cuota de representación entre los asesores del PP a la población de Orihuela Costa.

La mayor parte de los asesores tienen asignadas funciones concretas. Sin embargo, PP y Ciudadanos han decidido dividir a los asesores en cuatro grandes áreas para este mandato: área administrativa, área de servicios a la Ciudadanía, área de Servicios Productivos y área de Servicios Básicos. El objetivo es que todos los asesores puedan ocuparse de varias y no se les pueda cuestionar que realicen tareas para las que no han sido destinados. Algo que ocurrió en el anterior mandato, en el que, por ejemplo, un asesor asignado al área de Deportes terminó haciendo de chófer.

Entre los asesores de Ciudadanos figuran Marcelo Fuentes García (37.000 euros) vinculado al área de comunicación en Cultura, Dominique Giménez Cañizares, el número 7 de la lista de Ciudadanos (37.000 euros y adscrito al área de Servicios a la Ciudadanía), Stefan Pokroppa -la conexión del partido naranja con las comunidades de residentes internacionales en Orihuela Costa (22.200 euros anuales brutos)- y repite Antonio Sánchez Moya (37.000 euros anuales brutos), pareja de la edil de Cultura Mar Ezcurra.

Entre los «fichajes» más destacados de Cs para su «cuota» de asesores se encuentra Bernardo Campillo Esquiva (37.000 euros por una jornada completa), tío de la edil Luisa Boné y cuñado del empresario afín a Cs, José Alcántara. Carpintero de profesión, protagonizó una sonada polémica en 2012 cuando el PP acusó al gobierno de entonces (Los Verdes, PSOE y CLr-Claro) de contratarle todas las obras de reforma en madera que precisaba el Ayuntamiento, al ser su hija la entonces edil de Contratación Marta Campillo, de CLr (lo que sería después Cs). De asesor de los naranjas también figura Fermín González, exasesor de Turismo del PP en el pasado mandato y que cambió de siglas antes de las elecciones.