12 de julio de 2019
12.07.2019

Suspenden la guerrilla de pólvora de las fiestas de Orihuela por los problemas del explosivo

Los festeros han acordado en asamblea no realizar el tradicional acto al no poder garantizarse la seguridad por el excesivo granulado

12.07.2019 | 23:36

El acto de la Guerrilla Única de Pólvora que tenía previsto celebrarse el próximo miércoles 17 de julio, Día del Pájaro en Orihuela, ha quedado suspendido al considerarse que el explosivo no reúne las condiciones de seguridad adecuadas. Así lo decidió en asamblea la Asociación de Fiestas de Moros y Cristianos Santas Justa y Rufina ayer, tras reunir de manera extraordinaria y urgente, a presidentes, representantes de comparsas y tiradores para abordar la problemática del suministro de la pólvora que está afectando a otros municipios, como en Albatera, donde el jueves se decidía suspender sus actos de arcabucería ya que el explosivo suministrado por la única empresa autorizada por el Ministerio de Industria para estos menesteres tenía un granulado excesivo. Finalmente, por unanimidad, se ha llegado al consenso de suspender el acto de la guerrilla. 

La asociación festera va a solicitar a la Unión Nacional de Entidades Festeras (Undef) que estudie las medidas necesarias para que esta situación no vuelva a ocurrir e incluso se pedirán posibles responsabilidades a quien corresponda. La Asociación de Fiestas lamenta en un comunicado la supresión de este acto "que ha perjudicado a tiradores y a la Fiesta en general". La Asociación de Fiestas baraja alternativas al acto suspendido del próximo miércoles dentro de las fiestas de la Reconquista y de Moros y Cristianos que se inician este domingo en Orihuela. 

Como avanzó este diario, el explosivo importado de Italia por la única suministradora es de una granulometría excesiva y la Guardia Civil avisa de que es peligroso para la seguridad. Así lo comunicó ayer la Federación de Moros y Cristianos de Albatera tras acordar la suspensión de sus actos de arcabucería. Las guerrillas, alardos y otros actos de arcabucería previstos en las fiestas de Moros y Cristianos que tienen lugar en distintos municipios de la Vega Baja durante el verano, corren el peligro de no celebrarse. La mala calidad de la pólvora suministrada, por el excesivo grosor e irregularidad, por parte de la única empresa autorizada por el Ministerio de Industria para suministrar el explosivo a las poblaciones festeras de toda la provincia, el polvorín de Montealegre del Castillo (Albacete), impide su uso en eventos festivos. En el aire quedaban los actos con pólvora de Orihuela, que se han suspendido, y también los festeros de Guardamar y Almoradí estudiarán seguir el mismo camino si no reciben una pólvora con una granulometría menor.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook