02 de febrero de 2019
02.02.2019
Torrevieja

La Charamita lleva 50 días a la espera de cobrar los pasacalles de las fiestas

El origen del impago está en que la firma encargada de todos los actos tampoco ha recibido el abono municipal

01.02.2019 | 23:34

Los responsables de sacar a la calle uno de los principales actos de las fiestas patronales de Torrevieja, el pasacacalles de la Charamita de gigantes y cabezudos no han cobrado por esa prestación. Llevan esperando más de cincuenta días. El jueves reclamaron el abono al edil de Fiestas, Domingo Pérez, en el pleno ordinario. El problema es que la empresa que organizó todos los actos de fiestas, una productora que a su vez subcontrata a otros participantes en las fiestas, tampoco ha cobrado del municipio. Y por lo tanto alega que no puede abonar el importe la Lily, El Lobo, El Ogro, y al numeroso grupo de personajes de los gigantes. No son más de cinco mil euros en un Ayuntamiento que gestiona 90 millones de euros al año, según indicaron ayer fuentes de la oposición del PP. Pero si el municipio no paga a la empresa organizadora la Charamita tampoco podrá cobrar.En la misma situación estarán otros participantes en las fiestas patronales de la Inmaculada.

Los responsables de este acto de fiestas explicaron que en su caso se trata de un ingreso importante destinado a familias, en algunos casos, con pocos recursos económicos. Reprocharon al concejal que les hubiera prometido un abono próximo las primeras veces que acudieron al Ayuntamiento a reclamar. En otras ocasiones la empresa encargada de prestar el servicio ha pagado a las subcontratadas sin haber percibido el importe del Ayuntamiento. Sin embargo, la situación no esa en estos momentos. Otro de los festejos que se ha realizado bajo las mismas condiciones, con el encargo a la misma empresa sin contrato, es la Cabalgata de los Reyes Magos. Por otra parte la junta de gobierno archivó ayer, como avanzó este diario, el expediente para contratar los carnavales que se organizarán con tres contratos menores de adjudicación directa.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook