09 de agosto de 2018
09.08.2018
Callosa de Segura

El precio de «defender» la Cruz de Callosa de Segura

El Ayuntamiento sanciona con 725 euros a la vecina que proyectaba un holograma donde se retiró el símbolo a los caídos

08.08.2018 | 23:35
Imagen de la cruz proyectada en la fachada de San Martín.

También multa con 150 euros a la Plataforma por «colocar una cruz de flores junto a la iglesia».

La polémica por la retirada de la Cruz de los Caídos sigue instalada en Callosa de Segura y quienes defendieron a capa y espada la permanencia del símbolo por su vinculación religiosa han recibido una desagradable sorpresa. El Ayuntamiento ha impuesto una sanción de 725 euros a Tere Agulló, la vecina que durante días proyectó desde su balcón el holograma de una cruz sobre la fachada de la iglesia de San Martín. La multa le ha llegado a través de la Agencia Tributaria, y no es la única. El presidente de la Plataforma Ciudadana en Defensa de la Cruz, Antonio Illán, ha recibido otra de 150 euros «por colocar una cruz de flores en la Plaza de España para celebrar la festividad de las cruces de mayo».

Estos hechos fueron dados a conocer ayer por la citada Plataforma, que consideró que el tripartito que gobierna la localidad, con Fran Maciá (PSOE) a la cabeza, «sigue acosándolos en su afán de que decaigan en su empeño de seguir defendiendo la coexistencia de los símbolos religiosos en la vida pública callosina». No obstante, anunciaron que no se quedarán de brazos cruzados y presentarán alegaciones al estimar que dichas sanciones son injustas.

Con todo ello, parece que la controversia por todo este asunto podría no acabar ahí dado que desde la Plataforma prevén que lleguen nuevas multas próximamente. La que ha sido remitida a la vecina que proyectaba la cruz corresponde a los primeros 12 días en los que realizó esa acción reivindicativa, hace ya cinco meses, pero lo cierto es que el símbolo se ha proyectado muchos más días sobre la fachada del templo.

«Los primeros días el concepto de la denuncia era por incumplir la ordenanza relacionada con proyección de audiovisuales, pero luego se dieron cuenta de que eso solo afecta a bares y restaurantes y cambiaron el concepto por publicidad, algo que consideramos de nuevo que no es aplicable, por eso recurriremos», detalló ayer el presidente de la Plataforma. El colectivo defendió asimismo que cuando se colocó la cruz de flores en la Plaza de España «se había tramitado la preceptiva autorización por parte de la Subdelegación de Gobierno».

Por todo ello, Antonio Illán dijo ayer que van a seguir con su campaña de recogida de donaciones económicas «para hacer frente a estas multas y a todas las que en el futuro nos puedan llegar, ya que sabemos que van a continuar con su sistema de acoso a los católicos que nos sentimos ofendidos por la retirada de la Cruz». También dejó claro que su lucha no acabará ahí, pues todo apunta a que el símbolo volverá a proyectarse estos días, cuando se celebran las fiestas patronales en honor a San Roque.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook