23 de junio de 2018
23.06.2018
Torrevieja

Una promotora asume el coste de poner en valor un refugio de la Guerra Civil

La excavación arqueológica ya protege los restos del cuartel de carabineros junto al mar y ha retirado toneladas de escombro/La medida, exigida por la edil de Urbanismo, es condición para que la empresa obtenga licencia para construir en esta parcela urbanizable.

23.06.2018 | 01:04
Una promotora asume el coste de poner en valor un refugio de la Guerra Civil
Una promotora asume el coste de poner en valor un refugio de la Guerra Civil

Una empresa especializada contratada por una inmobiliaria está abordando desde hace diez días una excavación arqueológica en Punta Prima de los restos del antiguo cuartel de carabineros, refugio subterráneo antiaéreo de la Guerra Civil con una galería de más de treinta metros y otras instalaciones militares, algunas datadas a mediados del siglo XIX. El objetivo final es conservar y poner en marcha un proyecto museográfico.

La tramitación de este procedimiento se inició cuando la empresa Gomendio, constructora de apartamentos turísticos en Orihuela Costa y Torrevieja, solicitó licencia de obra para levantar dos torres de diez alturas en la parcela. Las edificaciones están previstas sobre 20.000 metros cuadrados en primera línea y afectan a los restos arqueológicos. Es una de las escasas parcelas libres de edificación junto al mar al sur de Torrevieja. Y es urbana desde la década de los 60, según el PGOU. En ese momento no existía la legislación de protección para este tipo de restos arqueológicos, únicos en el exiguo patrimonio local.

En una actuación inédita para el Ayuntamiento de Torrevieja, pese a que es una obligación legal en caso de que una actuación urbanística afecte a restos arqueológicos, el área de Urbanismo gestionada por la edil Fanny Serrano (PSOE), condicionó cualquier autorización final de construcción a los trabajos de prospección, siguiendo las indicaciones de la Conselleria de Cultura. Intervención que realiza un equipo de cinco arqueólogos de la empresa Alebus Patrimonio Histórico. El promotor también deberá presentar un proyecto museográfico. Mientras que la zona de carabineros está afectada por la servidumbre de protección y paso de la Ley de Costas, y por lo tanto estará libre de edificación, las torres, similares a las que se han levantado algo más al norte, se construirán sobre la galería, que será visitable.

Los restos están formados por lo que queda del cuartel de carabineros situado justo sobre la explanada de Punta Prima, con dos aljibes en pie, la galería subterránea -con la particularidad de encontrarse a caballo entre los términos de Orihuela y Torrevieja-, y una garita de vigilancia ubicada en término oriolano, que mira a la playa de Punta Prima.

El aspecto de la zona se ha transformado en los últimos meses: un chiringuito ilegal arrumbaba sillas y mesas junto al cuartel y la galería subterránea estaba repleta de escombros; hasta ahora era difícil localizarla. En los mismos emplazamientos hay ahora una excavación arqueológica acotada, limpia de basuras y exenta, y que deja entrever junto al mar las antiguas dependencias de carabineros, con siglo y medio de historia y que también fueron cuartel de la Guardia Civil tras la guerra.

En situaciones de afección a restos arqueológicos en los últimos 30 años ha primado el interés privado en Torrevieja. Las más de las veces se han destruido. Y en alguna ocasión la excavación arqueológica previa sí se ha realizado, pero orientada a descartar el interés patrimonial de los hallazgos.


Así estaban los restos


Compartir en Twitter
Compartir en Facebook