15 de junio de 2018
15.06.2018
Orihuela

La Generalitat autoriza 30 nuevas licencias de taxi en Orihuela pero el consistorio rechaza aumentar la flota

La edil Cuartero declina expedir nuevas concesiones hasta ver cómo funciona la fusión con Torrevieja

14.06.2018 | 21:44
Imagen de una de las paradas de taxi ubicada en Orihuela, en concreto la del casco urbano en la zona de Los Andenes.

Compromís urge incrementar ya los vehículos de viajeros y alega que con ese bloqueo se beneficia a empresas privadas.

Si Orihuela no dispone de más taxis para atender las necesidades de vecinos y turistas es porque el Ayuntamiento no quiere. La Generalitat autorizó hace tres meses, en marzo, la ampliación de las licencias de transporte de pasajeros desde las 42 existentes hasta un total de 72. Sin embargo, esa es una opción que por ahora rechaza la Concejalía de Transporte que dirige Begoña Cuartero, que prefiere esperar a comprobar cómo funciona el servicio en la temporada estival, cuando se prestará de forma conjunta entre los conductores de Torrevieja y Orihuela para intentar acabar con el colapso.

Cuartero no ha hecho pública hasta ahora esa posibilidad ofrecida por el gobierno autonómico. Sin embargo, la documentación a la que ha tenido acceso este diario revela que el Ayuntamiento pidió el día 21 de marzo al Servicio Territorial de Transporte que emitiera un informe para valorar si era posible crear esas 30 licencias adicionales. La respuesta fue del todo rápida. Llegó al día siguiente e indicaba que sí, que el consistorio disponía de la autorización solicitada al cumplir los requisitos de población. El padrón municipal oriolano ronda los 80.000 habitantes, a los que hay que sumar las decenas de miles de turistas que llegan sobre todo en verano. En Torrevieja, por ejemplo, que tiene una población ligeramente superior, existen más del doble de licencias: 86.

El motivo que aduce Cuartero para denegar por ahora ese aumento de concesiones es que las asociaciones de taxistas de la localidad se oponen. El gremio justifica que el colapso de usuarios sólo se produce en verano y que durante el resto del año el servicio se presta con normalidad. Los poseedores de las 42 licencias que están en vigor no están dispuestos a perder cuota de negocio. En su gran mayoría subcontratan conductores para mantener los coches operativos las 24 horas del día, lo que les genera jugosos ingresos mientras el negocio se mantiene blindado. Fueron precisamente ellos, los trabajadores asalariados, los que se rebelaron ante esa situación y dirigieron al Consell una treintena de escritos alertando del déficit que sufren los usuarios ya que en Orihuela no se expiden licencias desde el año 2005. Y en la respuesta que han recibido del Servicio Territorial de Transporte está la clave: la autorización para aumentar las concesiones ya existe.

Largas esperas

El partido Compromís en Orihuela lleva meses reivindicando la necesidad de incrementar las licencias de taxi para prestar un servicio decente y acabar con las largas esperas de los usuarios. El secretario de la formación, Martin Borislavov, ha hecho pública esa autorización de la Generalitat y ha criticado que la edil Cuartero se haya estado escudando en que las licencias las expide la Conselleria y no el Ayuntamiento, ya que sí es potestad de la administración local solicitar las nuevas concesiones. A su juicio, «de nuevo vemos que la Conselleria cumple y que el Ayuntamiento no» para solucionar este problema.

Por todo ello, Compromís ha exigido a Cuartero que haga uso de esas 30 licencias porque «no se está ofreciendo un buen servicio de taxis en Orihuela Costa». «Tenemos pocos taxistas que hacen muchísimos kilómetros a lo largo del año. Viendo que la Conselleria ha dado el visto bueno a casi doblar la plantilla de taxis entendemos que es más que evidente la necesidad, que por otro lado está beneficiando a las VTC y a la empresa privada», expresó ayer Borislavov.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine