28 de abril de 2013
28.04.2013

Orihuela prueba una técnica pionera para frenar el picudo rojo con pájaros

Medio Ambiente celebra el Día de la Tierra con la construcción de cajas nido para favorecer la llegada de aves como la carraca, depredadora del insecto

28.04.2013 | 00:00
Los asistentes montan las cajas nido en la escuela taller del barrio de San Antón.

No están seguros de que vaya a funcionar, de hecho, no era su principal objetivo pero la Concejalía de Medio Ambiente puso ayer en marcha una técnica pionera para evitar la invasión del picudo rojo en el Palmeral que tiene como principal protagonista a la carraca, depredadora del insecto.
El Ayuntamiento celebró el Día de la Tierra, que tuvo lugar el pasado 22 de abril, con una actividad en la que podía participar todo el que quisiese y que consistía en la construcción de cajas nido para que aniden aves como el Mochuelo o la Carraca. De esta forma, hasta la Escuela Taller del barrio de San Antón acudieron algunos curiosos que participaron en la cita coordinados por Virgina Pina y el asesor del área de Medio Ambiente, Trino Ferrández.
Precisamente fue Pina quien explicó el programa de educación ambiental que ha puesto en marcha el Ayuntamiento oriolano y el principal objetivo de la actividad, que era concienciar sobre la necesidad de cuidar y proteger el medio ambiente así como los distintos seres vivos que lo componen. Tras estas explicaciones dio paso a la construcción de estas cajas nido que no tienen otra finalidad que conseguir que aniden el mochuelo y la carraca.
Estas especies no suelen habitar por esta zona ya que en el caso de la carraca, es un ave migratoria que se desplaza desde el África Subsahariana hasta las zonas más áridas de la Península Ibérica para tener a sus crías. Sin embargo, el área de Medio Ambiente está dispuesta a intentar que estas aves lleguen hasta el Palmeral y aniden ya que los cultivos intensivos han acabado con los árboles que solían encontrarse en los lindes de los campos de cultivo lo que ha provocado que estas especies pierdan su hábitat natural. Asimismo, el desarrollo de la agricultura también ha llevado a los agricultores a utilizar plaguicidas que acaban con los insectos, principal sustento alimenticio de estas aves.
Por esta razón, y aunque solo es una prueba, Ferrández señaló que desde el Consistorio se va a intentar que aniden estas especies "aunque en esta zona solo hay un par de parejas de carraca". Sin embargo, si convierten el Palmeral en su hábitat y comienzan a criar, "con que haya cuatro o cinco parejas se podría evitar la invasión del picudo rojo porque está demostrado que este ave es depredadora de este insecto", explicó.
Aún así, habrá que esperar para comprobar si esta técnica pionera ya que "no conozco a nadie que la haya puesto en práctica", sirve para combatir la invasión del picudo rojo o simplemente para atraer a nuevas aves hasta el Palmeral. De todas formas, el asesor de Medio Ambiente señaló que por lo menos "hemos hecho una actividad simbólica" para concienciar a los ciudadanos de la problemática que genera el picudo rojo y en el caso de que resultara efectiva "habríamos puesto en marcha una técnica natural nada agresiva para combatir al picudo rojo"., añadió Ferrández.

Paso a paso
Los asistentes a la actividad fueron los encargados de construir las cajas nido, la base de esta técnica. El Consistorio facilitó los materiales y las herramientas. En este sentido, las tareas consistieron en el montaje de las cajas a través de tornillos y la instalación de bisagra para la parte superior de los nidos. Asimismo, los presentes se encargaron de barnizar cada una de las cajas con un barniz ecológico y, para que quedara constancia de que estas personas habían contribuido a proteger el medio ambiente y la biodiversidad en su ciudad, firmaron cada una de las cajas que habían construido.
En total fueron 10 los nidos que montaron y dejaron en la escuela taller para que el barniz se sacase. El objetivo de la actividad era también colocar las cajas nido en el Palmeral pero no hubo tiempo para completar todas las tareas. En relación a este asunto Pina desconocía si se volverá a organizar una nueva actividad o si ya sería el encargado del Palmeral el que colocase las cajas nido en las palmeras, una vez estén secas.

Las pajareras llevarán tierra y mirarán al sur
El encargado del Palmeral mostró como irán colocadas cada una de las cajas nido que se construyeron ayer pero que, por falta de tiempo, no se llegaron a instalar. Cada una de las pajareras irá colocada mirando hacia el sur en lo alto de hasta diez palmeras de distintos puntos de este espacio natural con alambre y de una forma que no agreda a los árboles donde serán instaladas. Asimismo, y antes de ser colocadas, desde el área de Medio Ambiente se echará tierra a las cajas nido para favorecer la llegada de estas especies y facilitarles el espacio para que estén cómodas, tengan a sus crías y conviertan el Palmeral en su nuevo hábitat. r. v.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook