24 de mayo de 2011
24.05.2011

Orihuela se debate entre 3 alcaldes

Antonia Moreno (PSOE) y Pedro Mancebo (CLr) aspiran a ser regidores y de no llegar a un acuerdo beneficiarían a Mónica Lorente, quien gobernaría en minoría

24.05.2011 | 02:01

La ciudad de Orihuela aún no sabe quién será su alcalde y las negociaciones entre los tres partidos hasta ahora de las filas de la oposición -PSOE, CLr y Los Verdes- comienza hoy con el objetivo de consensuar quién ocupará el sillón de Mónica Lorente (PP) al frente del Ayuntamiento de la ciudad. Hasta ahora, las tres formaciones políticas han dado una imagen de unión que llegó al punto de que el pasado domingo, después de conocerse los resultados, se dieran cita junto a decenas de simpatizantes en el Palacio de Arneva, sede consistorial, dando lugar a la simulación de una toma de poder entrando los tres de la mano, pero la realidad es otra.
Antonia Moreno (PSOE) -seis concejales- considera que como fuerza más votada tiene el derecho de ser la alcaldesa con el respaldo y el reparto de poderes con CLr -cuatro- y Los Verdes -tres-, lo que le daría un total de 13 sufragios y mayoría absoluta contra los 12 concejales de Mónica Lorente. El problema es que Pedro Mancebo (CLr) no está por la labor y desde el mismo domingo está repitiendo que la mayoría absoluta se la ha quitado su partido al PP, no el PSOE, y que, por tanto, él debe ser el alcalde... con los votos de los socialistas y de Los Verdes.

Legislatura
La primera reunión entre las tres formaciones tiene lugar hoy por la mañana y, a priori, se cerrará sin acuerdo; de hecho, los tres partidos tienen dos semanas por delante -hasta la constitución de los nuevos ayuntamientos, el 11 de junio- para llegar a un acuerdo de gobernabilidad para los próximos cuatro años. No se descarta que la cuerda se tense hasta los últimos días y que Orihuela tenga que esperar dos semanas para saber quién será su alcalde o alcaldesa.
Según pudo saber ayer este periódico, el PSOE está dispuesto a ceder poder y concejalías, pero no la Alcaldía, un preciado botín que los socialistas no quieren dejar escapar porque Orihuela se puede convertir el próximo 11 de junio en el municipio más importante de la Comunidad Valenciana gobernador por el partido que lidera Jorge Alarte. El secretario general ya se lo ha hecho saber a Antonia Moreno, que de lo que hay por ganar Orihuela es la ciudad más importante. Otra cuestión es si ella podrá convencer o no a Mancebo para que le deje ser alcaldesa.
Por otra parte, el Partido Popular se encuentra a la expectativa, lamiéndose aún las heridas de la pérdida de mayoría absoluta en el Ayuntamiento de Orihuela. Ayer nadie apuntó nada nuevo a lo dicho por Lorente la noche de las elecciones, que son los ganadores y que están dispuestos a gobernar. Según pudo saber este periódico, los cinco minutos que siguieron a la confirmación de que habían perdido los 13 concejales en la ciudad fueron los más tristes que se recuerdan en la sede del PP de la ciudad. Fue la propia Lorente la que infundió ánimos a los suyos y quien no descartó la posibilidad de llegar a un acuerdo de gobernabilidad con CLr, pese a lo mal que se han llevado esta legislatura, como lo demuestra el hecho de que los liberales se hayan personado como acusación popular en el caso Brugal o Mancebo haya presentado una demanda contra la concejala popular Mayte Valero. De hecho, diversas fuentes aseguran que ayer Lorente intentó un primer acercamiento con Centro Liberal Renovador que, de momento, no quiere ni oír hablar de esta posibilidad.
Todas las opciones parecen abiertas en Orihuela en estos momentos para lograr la Alcaldía, aunque lo que parece claro es que CLr es el que tiene la llave de la gobernabilidad. Los escenarios pasan por dársela a Antonia Moreno, a Mónica Lorente o bien quedársela porque no se descarta que el PP, incluso, le ceda el sillón municipal a Pedro Mancebo antes que ver sentarse en él a la candidata socialista.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine