20 de julio de 2010
20.07.2010
40 Años

La CHS dice que la contaminación orgánica es "imperceptible" en todo el Segura

Según la Confederación "se ha logrado una reducción significativa de la contaminación en los últimos años"

20.07.2010 | 18:49

informacion.es

La Confederación Hidrográfica del Segura (CHS) ha afirmado hoy que la contaminación orgánica es "imperceptible" en todo el río, tras el reciente episodio de mortandad de peces ocurrido en los azudes y acequias que drenan en el cauce del Segura a su paso por el municipio de Guardamar.

El comisario de Aguas de la CHS, Manuel Aldeguer, se ha desplazado hasta Guardamar para observar los trabajos de investigación y de toma de muestras que se realizan para tratar de conocer las causas de ese episodio de mortandad.

Una de las hipótesis que baraja la CHS es que la contaminación haya tenido su origen en los canales que desembocan en el río y que no son de dominio público-hidráulico.

Fuentes del organismo han asegurado que los análisis más recientes de la calidad de las aguas del Segura a su paso por la Vega Baja "muestran que la contaminación del río es imperceptible, gracias a una progresiva mejora de su estado durante los últimos años", por lo que la CHS descarta que las muertes de los peces se deba a esa causa.

También han señalado que los datos de seguimiento elaborados regularmente revelan que en 2010 ha continuado la tendencia descendente de los últimos años de la contaminación orgánica en el Segura en todos los puntos de análisis, siendo imperceptible en los dos puntos de control de la provincia de Alicante: Orihuela y Rojales.

Según la CHS, "se ha logrado una reducción significativa de la contaminación en los últimos años, a pesar de las desfavorables condiciones del cauce debido a la grave sequía que padece la cuenca del Segura", tras la puesta en marcha de pozos de sequía "bajo un estricto programa de seguimiento que ha ayudado a que la calidad del agua haya mejorado de forma ostensible" en las vegas Media y Baja.

Para este organismo, la política de tolerancia cero con los vertidos contaminantes y la puesta en marcha de cada vez más depuradoras "han repercutido positivamente" y compensando "el empeoramiento que habría sido previsible por una reducción de los caudales circulantes".

La confederación ha precisado que la calidad del agua se resiente en episodios de lluvias torrenciales, que provocan la remoción de los fangos y el arrastre de materiales al río.

En esas circunstancias suele registrarse un descenso del oxígeno que, unido al poco caudal existente por causa de la sequía, "ocasiona casos localizados de mortandad de peces, así como de vertidos puntuales o filtración de aguas de riego contaminadas", según las mismas fuentes.

Guardamar (Alicante), 20 jul (EFE).-La Confederación Hidrográfica del Segura (CHS) ha afirmado hoy que la contaminación orgánica es "imperceptible" en todo el río, tras el reciente episodio de mortandad de peces ocurrido en los azudes y acequias que drenan en el cauce del Segura a su paso por el municipio de Guardamar.

El comisario de Aguas de la CHS, Manuel Aldeguer, se ha desplazado hasta Guardamar para observar los trabajos de investigación y de toma de muestras que se realizan para tratar de conocer las causas de ese episodio de mortandad.

Una de las hipótesis que baraja la CHS es que la contaminación haya tenido su origen en los canales que desembocan en el río y que no son de dominio público-hidráulico.

Fuentes del organismo han asegurado que los análisis más recientes de la calidad de las aguas del Segura a su paso por la Vega Baja "muestran que la contaminación del río es imperceptible, gracias a una progresiva mejora de su estado durante los últimos años", por lo que la CHS descarta que las muertes de los peces se deba a esa causa.

También han señalado que los datos de seguimiento elaborados regularmente revelan que en 2010 ha continuado la tendencia descendente de los últimos años de la contaminación orgánica en el Segura en todos los puntos de análisis, siendo imperceptible en los dos puntos de control de la provincia de Alicante: Orihuela y Rojales.

Según la CHS, "se ha logrado una reducción significativa de la contaminación en los últimos años, a pesar de las desfavorables condiciones del cauce debido a la grave sequía que padece la cuenca del Segura", tras la puesta en marcha de pozos de sequía "bajo un estricto programa de seguimiento que ha ayudado a que la calidad del agua haya mejorado de forma ostensible" en las vegas Media y Baja.

Para este organismo, la política de tolerancia cero con los vertidos contaminantes y la puesta en marcha de cada vez más depuradoras "han repercutido positivamente" y compensando "el empeoramiento que habría sido previsible por una reducción de los caudales circulantes".

La confederación ha precisado que la calidad del agua se resiente en episodios de lluvias torrenciales, que provocan la remoción de los fangos y el arrastre de materiales al río.

En esas circunstancias suele registrarse un descenso del oxígeno que, unido al poco caudal existente por causa de la sequía, "ocasiona casos localizados de mortandad de peces, así como de vertidos puntuales o filtración de aguas de riego contaminadas", según las mismas fuentes.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine