18 de noviembre de 2009
18.11.2009
ENTREVISTA: RAÚL VALERIO MEDINA LORENTE, ALCALDE DE BIGASTRO

"Sin Moya parecía que se acababa el mundo y no ha sido así"

18.11.2009 | 01:00
El alcalde, frente a la fachada principal de la Casa Consistorial

Circunstancias excepcionales forzaban hace un año su llegada a la Alcaldía de Bigastro. Ahora la palabra clave para Raúl Valerio Medina es normalidad. Su reto, pasar página a 25 años de gobierno unipersonal. Su objetivo, gestionar el Ayuntamiento con su particular sello. El método a aplicar lo tiene claro, soltar el lastre del pasado y diálogo sosegado.

El alcalde recibe a este periódico en su despacho de la Alcaldía, que ocupa desde hace un año, un tiempo que da para mucho o para poco. ¿Cúal sería su balance de este tiempo como alcalde de Bigastro?
La palabra que puede definir este año es normalidad. Esta situación se genera de una crisis (la dimisión el entonces alcalde José Joaquín Moya). Además después de una gestión de 25 años en la que podría llegar a parecer que sin esa persona gestionando el mundo se iba a acabar y se ha visto claramente que se ha podido gestionar de una manera tranquila, normal y además aplicando una gran dosis de ilusión. El tema de llegar a la Alcaldía como se llegó puede hacerte pensar que coges más problemas que otra cosa y yo lo veo al contrario, como un proyecto con muchísima ilusión, futuro y ganas de trabajar, eso es lo que hemos intentado transmitir durante este año. Normalidad como no puede ser de otra forma en una gestión pública.


- La oposición asegura que Moya ha puesto trabas a esa gestión o la ha intentado condicionar...
No estoy de acuerdo con eso. Tengo que decir que me han dejado trabajar con independencia. Como ya he dicho no voy a condicionar mis decisiones y el futuro a hechos del pasado. Sería muy poco inteligente. Me he sentido muy cómodo trabajando. He tenido toda la libertad y un equipo que se ha volcado. Externamente lo único que he recibido son ayudas y los anteriores gestores, también.


- ¿Cómo definiría la situación económica del Ayuntamiento de Bigastro?
Complicada


- ¿Peor incluso que hace un año, cuando el alcalde era José Joaquín Moya?
Eso es difícil de explicar. Hemos tenido muchos más problemas a la hora de recaudar u obtener ingresos, lo que supone que estemos peor a la hora de hacer pagos, pero también es cierto que se han suscrito a lo largo de este año muchos convenios de pago con muchos proveedores y acreedores, lo que ha hecho que la tensión de tesorería disminuya un poco. Hemos aplazado muchos pagos y hemos asegurado el cobro de acreedores. Es uno de los papeles de gestión que no se ve y que nos ha tocado hacer durante este año. Y se respeta el tema de ir pagando de una forma muy ordenada. Hacemos de forma muy escrupulosa lo que tenemos que hacer.


- Ha dicho que las resoluciones anteriores no pueden condicionar su gestión actual pero hay decisiones que se tomaron en su día que sí lo están haciendo, sobre todo en materia urbanística...
Hemos demostrado durante que en materia urbanística las decisiones que fueran susceptibles de ser anuladas o modificadas no nos ha temblado el pulso en hacerlo, como es el caso de dos modificaciones del Plan General. Una de 2006 y otra de 2007. La Modificación 6 y 6-A en el plan D-6. (Una rebaja las alturas en la zona del IES). Hemos hablado con la Conselleria de Urbanismo para arreglar temas. Antes, digamos, por lo que sea, por el distinto trato, la estrategia era distinta. Ahora es hablar y abrir líneas de trabajo para consensuar los temas y hemos tenido que anular esas dos modificaciones. Las responsabilidades de esas anulaciones las tendrá que asumir el propio Ayuntamiento. Lo que no vamos a hacer es aguantar una normativa que consideramos que no es la más adecuada y tampoco lo considera la Conselleria. Lo que sea bueno lo mantendremos y lo que no nos va a temblar el pulso en anularlo.


- ¿Cuales son sus proyectos inmediatos para Bigastro desde el Ayuntamiento?
En este año sobre todo lo que se ha visto que el hecho de que el Ayuntamiento sigue funcionando. Las gestiones se siguen realizando. Seguimos manteniendo la cabeza fría a la hora de tomar decisiones y responder a agravios y a todo lo que genera la tensión política. Y hemos demostrado que la forma de afrontar los asuntos es muy distinta a la que había y la gente lo tiene que valorar.


- Es decir, tiene intención de ser el candidato a la Alcaldía en las próximas municipales...
Sí esa es mi intención. Las bases del partido también están por la labor a nivel local. Nuestro proyecto es claro. Se lo he contado a la gente del grupo municipal y a la del partido. A todo el mundo. Las ideas que hemos reflejado con las obras del Plan E ha demostrado un cambio con respecto a las anteriores y eso significa tener ilusión por seguir representando a los bigastrenses.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine