07 de febrero de 2020
07.02.2020

Un profesor de la UA crea un panteón que genera un arcoíris con el primer rayo de sol

La instalación, en desarrollo pero que ya ha recibido atención en el extranjero, capta el rocío de las noches para nebulizarlo al alba, con electricidad producida a través de placas fotovoltaicas

07.02.2020 | 12:51
Un boceto del funcionamiento del panteón con arcoíris

El profesor de Proyectos Arquitectónicos de la Universidad de Alicante (UA), Javier Sánchez Merina, ha desarrollado un panteón familiar en Villanueva del Río Segura, en Murcia, que producirá cada día, con el primer rayo de sol, un arcoíris.

El proyecto OTRI ha consistido en el diseño y construcción de esta obra y ha logrado reunir ciencia y arquitectura para poner en práctica el reto que plantea cada año a sus estudiantes: establecer vínculos entre sus proyectos y distintos expertos externos.

Según ha destacado la UA, para realizar esta arquitectura se ha contado con la colaboración del profesor de Física en el MIT, Walter Lewin.

Lewin ha diseñado una instalación que capta el rocío de las noches para nebulizarlo al alba, con electricidad producida a través de placas fotovoltaicas.

Aunque el proyecto se encuentra en estado de desarrollo, y su terminación está prevista para antes del verano, ya ha recibido atención en el extranjero. Gracias a este proyecto, Sánchez Merina ha sido nombrado jurado del Concurso Internacional de Arquitectura y Luz en Salerno, que el colectivo Blam celebrará en Italia en marzo próximo.

"Este es otro proyecto más que establece vínculos entre los trabajos de investigación realizados en la universidad y la sociedad. En lugar de un aprendizaje pasivo, con datos memorizados, el mercado laboral hoy día exige despertar la curiosidad, el pensamiento crítico, la resolución de problemas a través de la colaboración, el emprendimiento y, en general, aprender a aprender", han señalado.

En los cursos de Proyectos Arquitectónicos de la UA los profesores responsables ponen todo ello en práctica con los estudiantes, animándoles a establecer vínculos entre sus proyectos y distintos expertos externos. De este modo, el curso Proyectos 5 (2017/18) dirigido por Javier Sánchez Merina se enfocó en el trabajo con científicos.

Se pidió a cada alumno realizar una arquitectura surgida a partir de un fenómeno propio de la ciencia: producir fuego con hielo, experimentos con la evaporación, acústica, patrones de crecimiento vegetal o animal. Todos ellos fueron ejemplos a raíz de los que se generaron nuevas arquitecturas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook