19 de febrero de 2020
19.02.2020

Cinco detenidos en Petrer por robar vehículos y desguazarlos para poner las piezas en coches siniestrados y venderlos

La Policía Nacional de Elche esclarece trece robos y recupera numerosos motores en una nave de Petrer donde manipulaban los vehículos

18.02.2020 | 21:55
Cinco detenidos en Petrer por robar vehículos y desguazarlos para poner las piezas en coches siniestrados y venderlos

Tenían un comercio para vender turismos.

La Policía Nacional de Elche ha desarticulado en Petrer una organización que se dedicaba a robar coches por toda la provincia y luego los desguazaban para montar las piezas sobre el chasis de coches procedentes de siniestros que compraban y los vendían en un establecimiento que regentaban una vez manipulados en una nave. En la operación policial fueron detenidas cinco personas, tres de las cuales ingresaron en prisión por orden del juzgado de Instrucción número 2 de Elda.

Los arrestados, de entre 30 y 41 años, han sido acusados de delitos de robo con fuerza, falsedad documental y pertenencia criminal. Los investigadores han esclarecido 13 robos y se han recuperado gran cantidad de piezas desmontadas de los vehículos sustraídos.

La banda se había especializado en la sustracción de coches de dos marcas –Mazda y BMW–, aunque también robaba vehículos de otras firmas. De hecho, en el momento de practicar las detenciones y registros, la Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta (UDEV) de la Brigada de Policía Judicial de Elche recuperó un turismo Mercedes robado que aún no habían desmontado.

La investigación se inició en Elche a raíz de unas denuncias por robo de vehículos y las pesquisas condujeron a los agentes hasta Petrer. En esta población, el considerado cabecilla de la red regentaba un negocio de compraventa de vehículos de segunda mano que presuntamente era utilizado como tapadera para dar salira a los coches robados una vez modificados y falsificados sus elementos esenciales.

El «modus operandi» de la organización era comprar coches siniestrados que no daban de baja y usaban sus chasis para montar las piezas de los turismos robados. Posteriormente los legalizaban y vendían en el comercio que tenía abierto en Petrer el cabecilla, cuya pareja era la encargada de realizar las labores de administración, además de ejercer de intérprete entre los diferentes miembros del grupo, formado por personas de nacionalidad española, rusa y ucraniana.

La organización contaba con varios operarios con amplios conocimientos de mecánica y destreza para desmontar los vehículos y sus motores. La Policía identificó a los sospechosos, que adoptaban una actitud esquiva y medidas de seguridad para evitar ser descubiertos, y detectó a que a escasos metros del establecimiento de compraventa había una nave industrial donde sospechaban que se manipulaban los turismos.


Registros

Los cinco presuntos implicados fueron detenidos y la Policía llevó a cabo registros en dos domicilios, una nave industrial y el establecimiento de compraventa de coches. En los registros intervinieron motores, puertas y otros elementos de dos modelos de vehículos.

Además incautaron útiles destinados al robo de vehículos, como inhibidores de frecuencia, ganzúas y llaves falsas, extractores de bombín y una pistola rusa del calibre 9mm con siete cartuchos.

La Policía también descubrió una máquina para troquelar matrículas y se intervinieron una importante cantidad de placas de matrículas de vehículos no sustraídos que eran usadas para evitar la detección de los coches que robaban por toda la provincia y llevaban a la nave de Petrer.

La Policia ha esclarecido la sustracción de trece vehículos cuyos motores y otros elementos estaban en la nave de Petrer.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído