08 de julio de 2019
08.07.2019
Sucesos

Cárcel para el gorrilla que pateó a una embarazada en Murcia

Se le investiga por un delito de robo con violencia en grado de tentativa y por otro de lesiones

08.07.2019 | 14:06
Plaza de la Cruz Roja en Murcia.

El titular del Juzgado de Instrucción Número 7 de Murcia, en funciones de guardia, ordenaba el ingreso en prisión provisional del gorrilla que pateó a una embarazada en la Plaza de la Cruz Roja.

Se le investiga por un delito de robo con violencia en grado de tentativa y por otro de lesiones, informan fuentes del Tribunal Superior de Justicia (TSJ) de Murcia.

La Policía Local de Murcia arrestaba a un hombre de 49 años de edad acusado de golpear a una mujer cuando ésta se negó a darle el dinero que le pidió cuando hacía de aparcacoches ilegal, informan fuentes cercanas al caso.

Ocurría sobre las dos menos cuarto de la tarde del viernes en la Plaza de la Cruz Roja de Murcia, lugar hasta el que el sujeto siguió a su víctima desde Ronda de Garay. La mujer, de 30 años, había aparcado su vehículo, cuando este gorrilla se le acercó y le dijo que le diese unas monedas. Ante la negativa de ella, comenzó a seguirla. Al llegar a la citada plaza, la golpeó. En concreto, indican las mismas fuentes, le propinó tres patadas: en la rodilla, en la boca y en la barriga. La mujer cayó al suelo.

Se da la circunstancia de que la víctima está embarazada de 18 semanas. Al lugar se movilizaron sanitarios, en una ambulancia, que la atendieron primero in situ para luego llevarla al Virgen de la Arrixaca de Murcia, con el fin de que los médicos le hiciesen un examen más completo para ver el estado del bebé.

También se desplazaron agentes de la Policía Local, que lograron dar con el individuo y proceder a su arresto. El sospechoso durmió en los calabozos de la Policía Nacional, hasta donde fue trasladado, y el sábado fue llevado al Juzgado de Guardia. De ahí, a la cárcel.

El mes pasado, dos gorrillas se liaban a palos en la barriada murciana de Vistabella. Aunque la agresión fue física, cuando los agentes llegaron al lugar, la calle Ángel Romero Elorriaga, los dos implicados en la pelea coincidieron en que no iban a presentar denuncia.

En demasiados casos, los problemas con los gorrillas acaban en agresión. Entre ellos, contra los ciudadanos y también contra la autoridad. En otoño, agentes de la Policía Local de Murcia arrestaban a un gorrilla por lanzar un puñetazo a un agente que procedía a identificarle.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook