04 de julio de 2019
04.07.2019
Dos de ellos de Alicante

Once investigados, dos de ellos de Alicante, por ciberacoso sexual a una niña de14 años

La Guardia Civil les acusa de amenazar y coaccionar a la menor por WhatsApp para que les enviase fotos íntimas

03.07.2019 | 23:03

La Guardia Civil ha detenido a siete hombres e investigado a cuatro más, dos de ellos en Alicante, acusados de amenazar y coaccionar a una menor de 14 años de Pontevedra para que les enviase fotos y vídeos de carácter sexual e incluso para tener con ella relaciones, a través del sistema de mensajería instantánea WhatsApp.

La investigación partió de una denuncia de la Fiscalía de Menores de Pontevedra, donde reside la víctima, informaron fuentes del Instituto Armado.

El equipo de investigación tecnológica de la Unidad Orgánica de Policía Judicial de Pontevedra constató la existencia de conversaciones de varias personas con la menor, a través de WhatsApp.

La investigación apunta a la existencia de un grupo de conversación en esta aplicación en el que los usuarios intercambiaban teléfonos de menores que en algún momento enviasen contenido de este tipo o que fuesen proclives a hacerlo por sus condiciones especiales, sociales, familiares o de otra índole.

En el marco de la denominada operación «Néboa» se practicaron las detenciones en Alicante, València, Cáceres, Córdoba, Málaga, Palma de Mallorca y Cádiz, y la investigación de otras cuatro personas en las provincias de Pontevedra, Alicante y Málaga, además de ocho entradas y registros domiciliarios.

Fueron intervenidos 22 teléfonos móviles, 6 ordenadores, 21 pendrives, 4 discos duros, 2 tabletas, 2 tarjetas de memoria y diversos soportes ópticos, como CD y DVD.

La investigación continúa abierta con la intención de analizar minuciosamente el material intervenido con el objeto de determinar la posible existencia de contenido de pornografía infantil, producción de material pedófilo y determinar la identidad de otras víctimas y posibles conexiones con otros usuarios.

En las conversaciones analizadas se constatan «propuestas, en muchas ocasiones bajo amenazas y coacciones, para que procediera al envío de fotografías y vídeos propias de contenido erótico/sexual». Además le solicitaban «tener un encuentro real con el fin de mantener relaciones sexuales.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído