18 de noviembre de 2018
18.11.2018
Alicante

Investigan la muerte a balazos de un joven con antecedentes en Alicante

18.11.2018 | 12:36
Investigan la muerte a balazos de un joven con antecedentes en Alicante

Un hombre murió en la madrugada del domingo tras descerrajarle siete tiros en la zona norte de Alicante. Seis de ellos impactaron sobre la víctima, tres de ellos en la parte posterior de la cabeza y uno en el pecho. La autopsia que se le practicará hoy se espera que aclare las circunstancias de la muerte, ya que se barajan como hipótesis un ajuste de cuentas, algún tipo de altercado o un robo, entre otros, aunque no se descartan otras posibilidades y en la zona los agentes están teniendo problemas para encontrar testigos de lo sucedido, ya que nadie quiere hablar.

El fallecido es un hombre de 27 años que apareció de madrugada en la calle con seis disparos, tirado en un charco de sangre, según informaron ayer fuentes cercanas a la investigación. El crimen ocurrió de madrugada en circunstancias que no han trascendido en la zona de Virgen del Carmen y la Policía Nacional se ha hecho cargo de la investigación de esta muerte violenta. El autor o autores dispararon sobre la víctima, que tenía antecedentes policiales, al menos siete disparos.

El suceso trascendió cuando sobre las 1.20 horas una persona anónima avisó a la Policía Local de la existencia de un individuo con sangre e inconsciente en una rampa al principio de la calle Diputado Luis Gámir, en la zona de las Mil Viviendas, a escasos 100 metros de la Comisaría Norte. De inmediato acudieron allí varias patrullas de la Policía Nacional, comprobando que el hombre había fallecido de forma violenta, ya que presentaba varias heridas de bala. Al lugar de los hechos se trasladaron el coordinador de servicios de Seguridad Ciudadana, agentes de Policía Judicial y especialistas de la Brigada Provincial de Policía Científica, que realizaron una inspección de la zona junto con el forense de guardia.

La víctima presentaba seis impactos de bala, tres de ellos en la parte posterior de la cabeza, dos en el hombro y uno en el pecho, y junto al cadáver se hallaron siete vainas de cartuchos del calibre 22, por lo que hubo un séptimo disparo que en un principio no llegó a impactar en el hombre. La autopsia que se le practicará hoy se espera que aclare si los disparos fueron realizados a poca distancia y por la espalda, ya que en la inspección ocular era difícil saber si los orificios eran de entrada o salida por la abundante sangre que presentaban.

Los agentes no localizaron ninguna documentación ni objeto que pudiera identificar al cadáver, realizándose diferentes gestiones policiales que culminaron en la identificación del mismo horas más tarde. Se trata de un varón español de 27 años, residente en la zona norte de la ciudad y que contaba con 10 detenciones policiales por delitos violentos y robos.

La Policía Nacional trata de localizar y detener al autor o autores del crimen, sin que al cierre de esta edición trascendiera si se habían producido detenciones relacionadas con este suceso.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook