15 de noviembre de 2018
15.11.2018

La Policía Local sorprende a 17 personas en un narcopiso de Alicante

Los agentes arrestaron a seis de los ocupantes de la casa pero no localizaron droga - Tardaron diez minutos en abrir una puerta de seguridad

14.11.2018 | 22:01
Un operario tapia la entrada al narcopiso en presencia de un policía local del GOIR.

Una intervención de la Policía Local para desalojar una casa del barrio Nou Alacant de Alicante propiedad del Patronato Municipal de Vivienda permitió descubrir ayer un narcopiso en el que había 17 personas, seis de las cuales fueron detenidas, aunque horas más tarde quedaron en libertad tras comparecer en la Comisaría Provincial, según informaron a este diario fuentes policiales. El descubrimiento fortuito del narcopiso impidió que se interviniera droga, ya que los ocupantes tardaron unos diez minutos en abrir una puerta de seguridad de hierro y presuntamente se deshicieron en el cuarto de baño de cualquier sustancia ilegal que pudieran tener, según las mismas fuentes.

El narcopiso estaba situado en un inmueble de la calle Jacarilla de Alicante. Sobre las doce y media del mediodía de ayer acudieron tres policías locales con una trabajadora social y personal del Patronato de Vivienda. La casa fue tapiada en su día pero ya había sido ocupada nuevamente. El objetivo inicial era hablar con la familia que pudiera estar ocupando la casa para desalojarla y darles una solución. Sin embargo, no tardaron mucho tiempo en darse cuenta de que en realidad estaban usando el domicilio para consumir droga y vender sustancias estupefacientes.

Fuentes municipales indicaron a este diario que un policía local de paisano adscrito a la Concejalía de Acción Social subió a la vivienda y comprobó que las personas accedían tras decir una contraseña. Al escucharla la utilizó para que la abrieran. Funcionó y le abrieron la primera puerta de acceso, pero tenía una segunda de hierro y cuando se identificó como policía trató de cerrarla. El agente pidió apoyo a sus dos compañeros de la Brigada de Barrio que estaban abajo y tuvieron que esperar unos diez minutos hasta que los ocupantes abriera la puerta de seguridad. Durante ese tiempo escucharon el ruido de cisternas, por lo que presumiblemente se deshicieron de droga.

Despliegue

Fuentes policiales explicaron que al final abrieron la puerta y consintieron que los agentes accedieran al interior de la casa. En total intervinieron quince policías locales, varios de ellos del Grupo Operativo de Intervención Rápida (GOIR), e identificaron a 17 personas. Seis de ellas –dos mujeres y cuatro hombres– fueron detenidas mientras que las otras once aseguraron ser consumidoras de heroína y cocaína que iba allí a comprar la droga e ingerirla.

Los toxicómanos afirmaron que había siete personas al frente del narcopiso, aunque solo había seis cuando abrieron la puerta de seguridad. A dos arrestados les incautaron algo más de 900 euros en efectivo.

Los detenidos fueron trasladados a dependencias de la Policía Nacional y el Grupo de Investigación de la Comisaría de Distrito Norte se encargó de tramitar las diligencias. Además, la Policía Nacional procedió a realizar posteriormente un registro de la casa con el consentimiento formal de uno de los detenidos para que entraran. No encontraron drogas y se incautaron de una espada tipo catana, un machete y tres cartuchos.

Los seis arrestados, cuatro de ellos asistidos por el abogado Moisés Candela Sabater, quedaron ayer tarde en libertad tras prestar declaración ante la Policía Nacional. La puerta del narcopiso fue tapiada por el Patronato.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook