24 de agosto de 2017
24.08.2017

La petición de Bélgica que nunca llegó

Interior y los Mossos d'Esquadra niegan que contactaran desde el país belga para pedirles información del imán de Ripoll

24.08.2017 | 00:09

El Ministerio del Interior y los Mossos d'Esquadra no recibieron ninguna petición por parte de Bélgica de datos sobre el imán de Ripoll, Abdelbaki es Satty, fallecido en la explosión de la casa de Alcanar, donde los terroristas tenían su base de operaciones. Tanto el ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, como fuentes de la lucha antiterrorista han asegurado que ni la Policía Nacional, ni la Guardia Civil tienen constancia de haber recibido ninguna pregunta de Bélgica sobre el citado Imán, lo que desmentiría las afirmaciones del alcalde belga de Vilvoorde, Hans Bonte.

Tampoco los Mossos d'Esquadra han recibido petición alguna de las autoridades belgas sobre datos del imán de Ripoll, considerado presunto cerebro de los atentados de Barcelona y Cambrils.

Fuentes de la Consejería de Interior indicaron que no han recibido ninguna información ni requerimiento internacional sobre Es Satty desde Bélgica.

Estas aclaraciones se producen después de que el alcalde de la localidad belga de Vilvoorde asegurara a varios medios de comunicación que Es Satty se presentó, entre enero y marzo de 2016, en la mezquita de Diegem, una localidad próxima a la suya, pidiendo trabajo como imán pero sin documentación que lo acreditara.

El citado regidor afirmó que la policía local y la Policía Federal tuvieron contactos con las fuerzas de seguridad de Barcelona, aunque no aclaró con qué cuerpos policiales en concreto. Hans Bonte asegura que se recibió una respuesta procedente de España el 8 de marzo de 2016.

Sin embargo, tanto el Gobierno central como fuentes de la Consejería catalana de Interior insisten que no hay constancia de que Bélgica cursara ninguna petición de información sobre el citado imán.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook