19 de agosto de 2017
19.08.2017
40 Años

Detenido en Teulada por 32 robos en casas de la Marina Alta disfrazado de obrero

La Guardia Civil le acusa de sustraer más de 700 kilos de cobre y causar daños por más de 20.000 euros al apoderarse de las tuberías

19.08.2017 | 01:23
La Guardia Civil traslada al detenido por los robos.

Un hombre de 38 años ha sido enviado a prisión tras ser detenido por la Guardia Civil como presunto autor de 32 delitos de robo con fuerza en urbanizaciones en las localidades de Teulada, Moraira y Benissa, en las que habría sustraído más de 700 kilos de cobre y causado daños valorados en 20.000 euros en las instalaciones asaltadas. Para cometer los robos simulaba ser un obrero y vestía un mono de trabajo.

El detenido, de nacionalidad búlgara, fue apresado en su domicilio de Teulada y no se descarta que puedan imputársele otros delitos de robo con fuerza, según informó ayer la Guardia Civil en un comunicado.

El presunto ladrón arrancaba las tuberías de gas provocando un alto riesgo de explosión ya que el corte de la tubería era previo a la llave de paso de la vivienda, así como numerosos daños en las instalaciones.

El detenido se disfrazaba con un mono de obrero y se desplazaba a las urbanizaciones con su propio vehículo donde iniciaba una vigilancia para determinar cual era la mejor vivienda para cometer los robos.

En una ocasión, el presunto autor fue sorprendido por el propietario de una parcela que pretendía asaltar, a quien le explicó ser un trabajador de mantenimiento dándole a entender que había habido una confusión en una orden de trabajo para realizar obras en la localización.

Cámaras de seguridad

En las primeras pesquisas realizadas por el Equipo ROCA de Calp con base en El Verger, los agentes observaron un «modus operandi» similar en los robos y, gracias a las cámaras de seguridad de las inmediaciones afectadas, consiguieron una imagen del presunto autor.

La Guardia Civil centró su búsqueda en las chatarrerías de la provincia y, finalmente, localizó aquella que había comprado la mayor parte del cobre al individuo permitiendo así su plena identificación por las grabaciones de seguridad del local.

Una vez puesto a disposición judicial el detenido por los robos, el juzgado de Instrucción número 2 de Dénia decretó el ingreso en prisión incondicional del detenido a la espera de juicio.

Por el momento se le imputan 32 delitos de robo con fuerza, aunque no se descarta que puedan acusarle de más delitos similares pendientes de ser esclarecidos por la Guardia Civil, según la Comandancia. Por ello, los investigadores del Equipo ROCA de Calp mantienen la investigación abierta.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook