15 de mayo de 2020
15.05.2020
Información
Crisis del coronavirus

Primer trasplante de España a una paciente que tuvo coronavirus

Vall d'Hebron interviene con éxito a una adolescente que pasó una neumonía por Covid-19 un mes antes

15.05.2020 | 13:55
Aspecto del área de la UCI pedriátrica del Hospital de la Vall d'Hebron de Barcelona.

El Hospital Vall d'Hebron de Barcelona ha realizado el primer trasplante de España a una paciente que previamente había superado la Covid-19. Se trata de una adolescente que padece una cardiopatía congénita, la cual se caracteriza por el estrechamiento del orificio de la válvula mitral del corazón. La menor, de la que se desconoce la edad, ya se había sometido a cuatro cirugías mayores de este órgano a lo largo de su vida. "Al presentar diversas complicaciones, entre ellas la hipertensión pulmonar grave, se decidió que la mejor opción médica era realizarle un trasplante de corazón", señala Ferran Gran, cardiólogo pediátrico y coordinador médico de Trasplante Cardíaco Pediátrico de Vall d'Hebron.

Como se está haciendo de manera rutinaria durante esta pandemia con todos los pacientes que ingresan en cualquier hospital, a esta adolescente se le realizó una prueba PCR de detección del coronavirus durante la consulta preoperatoria. Salió positiva. Pero previamente el equipo médico ya le había detectado una sintomatología compatible con la neumonía. La menor estuvo 12 días ingresada en el área infantil de Vall d'Hebron y, posteriormente, fue dada de alta y se marchó a casa. Nunca tuvo un cuadro grave por Covid-19 pero, una vez en casa, la madre llamó a los médicos porque su hija no se encontraba bien y sospechaba que era por el corazón

Cuando la paciente acudió de nuevo a Vall d'Hebron sufrió, cinco horas después, una parada cardíaca a causa de una arritmia. La ingresaron en la unidad de cuidados intensivos (UCI) pediátrica. Tenía una insuficiencia cardíaca debido a su dolencia. El trasplante se llevó a cabo dos semanas más tarde, cuando ya se había cumplido un mes desde que la menor padeció la neumonía a causa de la Covid-19 y una vez había superado el período de 21 días de seguridad recomendados.

El trasplante de corazón se realizó finalmente con éxito, pese a que el hecho de que la paciente hubiera tenido coronavirus hizo temer a los médicos que se hubiera agravado la hipertensión pulmonar que ya tenía o que se hubiera producido alguna lesión residual que imposibilitara la intervención quirúrgica. Afortunadamente, no fue así.

"El interés de este caso es que ha sido posible realizar un trasplante muy poco después de pasar la Covid-19", apunta Joan Balcells, jefe de la uci pediátrica de Vall d'Hebron. "Esta es una situación nueva. Hay muchas incógnitas en torno al virus. Pero esto demuestra que, si has superado bien la Covid-19, estás en condiciones de hacer una vida normal", añade. El caso de esta paciente, además, era muy delicado, ya que recibía una medicación inmunodepresora que la hacía aún más vulnerable frente al virus, algo que puede favorecer algunas infecciones.

Trasplantes

El Vall d'Hebron, hospital líder europeo en trasplantes, ha realizado 13 intervenciones de este tipo desde el 13 de marzo, cuando se decretó el estado de alarma. En toda Catalunya, durante estos dos meses, se han realizado un total de 23 trasplantes. Y en España, 206. Los trasplantes de órganos han sido uno de los muchos tratamientos que estuvieron paralizados durante este tiempo en que el sistema sanitario ha estado volcado en la lucha contra el coronavirus, si bien siempre se han mantenido aquellas intervenciones que eran una cuestión de vida o muerte para el paciente. Gran parte estos tratamientos, restringidos durante este tiempo, han sido retomados en las últimas semanas, una vez la presión sanitaria dejó de ser tan elevada.

Con todo, la pandemia de Covid-19 ha modificado aspectos del proceso de trasplantes en Vall d'Hebron. Antes, era el equipo médico de este hospital el que iba al centro del donante a hacer la extracción y recogida del órgano. Pero ahora, por seguridad, se encargan de ello los profesionales del hospital del donante. En el caso de los donantes, se descartan aquellos que hayan padecido cualquier patología clínica compatible con el coronavirus. El protocolo médico, además, obliga a realizar una encuesta epidemiológica para saber si el donante o algún miembro familiar ha tenido el virus 21 días antes de la donación. E incluso aunque el donante no haya tenido ningún síntoma de la enfermedad, se le realiza una prueba PCR 24 horas antes de la extracción.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook