03 de octubre de 2019
03.10.2019

Siete maneras de morir mientras practicas sexo

El sexo es muy placentero, pero en ocasiones puede volverse peligroso e incluso mortal. Y no solo por los infartos...

03.10.2019 | 13:29
Siete maneras de morir mientras practicas sexo

El sexo es muy placentero, pero en ocasiones puede ser peligroso e incluso mortal. A continuación exponemos algunas muertes ocurridas mientras sus protagonistas mantenían relaciones sexuales.

Atragantados con un condón

Hombres y mujeres han fallecido atragantadas por un condón. Se han registrado varios casos de personas que se asfixiaron tras succionar el preservativo durante el sexo oral.




Ataques cardíacos en pleno éxtasis

Como todo ejercicio físico intenso, el sexo puede provocar un ataque cardiaco. Sin embargo, las relaciones sexuales sólo son responsables de uno de cada 10.000 infartos. La cifra aumenta si se suman las drogas como ingrediente. En marzo de este año, una chica de 32 años falleció en Colombia tras 5 horas de sexo desenfrenado tras haber consumido estupefacientes.




Sexo en las alturas

Lo de que te lleven al cielo durante el coito, mejor que no sea literal. Dos estudiantes de la Universidad de Carolina del Sur dieron el ejemplo perfecto: Ambos cayeron desde 16 metros de altura mientras lo hacían en la terraza de un edificio. Otros que no lo contaron fueron los del tuit de más abajo.








El pene roto

Aunque en términos reales el miembro masculino no tiene hueso, el pene puede ser fracturado. Hecho que ningún hombre quiere. Si no se acude a urgencias, además de provocar impotencia sexual, puede llevar a complicaciones renales y éstas a la muerte.




La asfixia erótica

También llamada hipoxifilia, hipofixiofilia o asfixiofilia, es una peligrosísima forma de obtener satisfacción sexual a través de la disminución de la respiración durante el coito. Puede ser realizada por uno mismo o en pareja, con las manos, con cuerdas o con bolsas de plástico. Esta práctica se ha llevado por delante la vida de mucha gente, como le pasó al actor David Carradine. Otros se llevaron el susto de su vida, como a esta mujer de Tenerife que quiso emular uno de los juegos de "50 sombras de Grey".




Juguetes sexuales cortantes

No es habitual, pero a veces hay parejas con ideas muy locas. Por ejemplo, una de Maryland (Estados Unidos) tuvo la desafortunada iniciativa de combinar la vibración de una motosierra con la de un consolador. El resultado: una sangrienta visita al hospital.




Si lo haces en el coche, pon el freno de mano

Quien más, quien menos, lo ha hecho alguna vez en el coche. Si se te da el caso, no olvides echar el freno de mano o puede que el éxtasis te llegue en mitad de caída libre, como le ocurrió a la pareja de la imagen.




Compartir en Twitter
Compartir en Facebook