28 de mayo de 2011
28.05.2011
Bacteria intestinal

La UE alerta de un foco del brote infeccioso en España

Alemania ha confirmado que el origen de la infección son pepinos orgánicos procedentes de Almería y Málaga

26.05.2011 | 22:30
Un cuchillo cortando un pepino de origen español en Düsseldorf (Alemania).

La Comisión Europea (CE) ha alertado a los Estados miembros de que una de las "fuentes confirmadas" responsables del brote de una bacteria intestinal en Alemania se sitúa en España, y ha confirmado que la infección afecta en menor medida a otros cuatro países comunitarios.

Esos cuatro estados son: Suecia, Dinamarca, el Reino Unido y Holanda, indicó la Comisión en un comunicado.

La CE, que ha transmitido esta información a través de su Sistema de Alerta Rápida de Alimentos y Piensos (RASFF), señaló que recibió esta mañana de las autoridades alemanas el aviso de que habían localizado uno de los focos infecciosos en pepinos orgánicos procedentes de dos provincias españolas: Almería y Málaga.

En ese sentido, afirmó que Alemania continúa las investigaciones para identificar otros focos potenciales y que examina especialmente un tercer lote de pepinos originarios de Holanda y comercializados en Alemania.

La Comisión aseguró que "las autoridades españolas concentran sus esfuerzos en identificar el lugar exacto de producción de los pepinos orgánicos en cuestión".

El brote de la bacteria Escherichia coli, que provoca diarreas sangrantes, ha dejado hasta ahora tres víctimas mortales y hasta 214 casos, de los que casi siete de cada diez (un 68 %) afectan a mujeres.

Suecia ha informado de diez casos; Dinamarca, de cuatro; el Reino Unido, de tres y, Holanda, de uno.

Bruselas apuntó que, en Alemania, el brote infeccioso afecta sobre todo al área de Hamburgo (al norte del país), en tanto que la mayoría de los casos registrados fuera de ese estado corresponden a ciudadanos alemanes de visita en los países mencionados, o a personas que habían estado en Alemania.

Así, la CE recomendó a los ciudadanos europeos que hayan visitado recientemente Alemania que presten atención a síntomas como diarreas sangrantes, y que en caso necesario acudan a su médico.

La Comisión recordó que en los últimos días activó todas las redes existentes para gestionar este tipo de incidentes, en el momento en que el brote fue detectado.

Esos mecanismos incluyen el RASFF y, también, el Sistema de Alerta Rápida y Respuesta (EWRS), que garantizan una rápida distribución de la información entre los estados miembros sobre los posibles focos de la infección y el número de casos registrados en humanos.

La CE aseguró que los expertos que componen estas redes celebran reuniones diarias para intercambiar datos nuevos con las agencias responsables en cada país comunitario, a fin de tomar las medidas adecuadas basadas en la última información disponible.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine