07 de enero de 2020
07.01.2020

El alcalde de Dolores: «Mari Mar Blanco vivió de la desgracia de su hermano»

José Joaquín Hernández encrespa el debate político al publicar en Facebook que la exdiputada popular «no pegó un palo al agua» desde el asesinato de Miguel Ángel Blanco

06.01.2020 | 19:54
El alcade de Dolores, el socialista José Joaquín Hernández, en un acto reciente.

El primer edil pide disculpas y retira el comentario. El PP exige a Puig que desautorice a su militante.

La crispación política con la que se están viviendo las horas previas a la segunda votación del debate de investidura, por el que el candidato socialista, Pedro Sánchez puede convertirse hoy en presidente del Gobierno, ha inundado todas las esferas, sociales y políticas, y provocado situaciones como la que ayer se dio en el municipio de Dolores, donde su alcalde, el también socialista José Joaquín Hernández ayudó a que subiera de temperatura el ya de por si caldeado ambiente. Poco antes de la tormentosa y ajustada votación en la Cámara Baja, con las víctimas del terrorismo protagonizando todos los debates debido a la intervención de la portavoz de Bildu, Mertxe Aizpurua, el primer edil de esta población de la Vega Baja, de poco más de 7.000 habitantes, aseguró en una conversación en una red social que Mari Mar Blanco, hermana de Miguel Ángel Blanco, asesinado por ETA en 1997, ha estado «viviendo de la desgracia de su hermano, sin pegar un palo al agua desde entonces». Cita textual.



Además, en esta respuesta publicada en la página de Facebook del PSOE de Dolores, el primer edil de esta población y diputado provincial del grupo socialista dejó caer sus dudas sobre «lo del dinero destinado a las víctimas que se pulían en muchísimas cosas...», palabras calificadas de «indignantes» y «repulsivas» por parte del PP, partido al que pertenece Mari Mar Blanco (por el que fue diputada entre 2016 y 2019), así como de Ciudadanos, que se sumó a las críticas al alcalde de Dolores. Horas después de avivar el fuego a propósito del terrorismo, Hernández retiró su comentario de Facebook y pidió disculpas «a la persona de Mari Mar Blanco por las desafortunadas críticas que sobre su persona he vertido en dicha red social».

José Joaquín Hernández justificó ayer que esas declaraciones se produjeron como reacción a «los insultos y ataques a mi partido desde cuentas anónimas», aunque reconoció haber cometido «el error de responder, en la persona de la señora Blanco, de manera vehemente e injustificable, a dichos ataques». El alcalde explicó en un comunicado que se «dejó llevar» por «el actual contexto político, cargado de tensión, exabruptos e insidias», lo que le ha «alejado de la mesura y sentido común que debe primar en quienes desempeñamos cargos de responsabilidad». Hernández considera que «no soy el único político que ha perdido la compostura en estos días, pero cada uno es dueño de sus palabras y las mías considero que precisan las disculpas que ahora lanzo». El comunicado finaliza reclamando «a aquellos partidos que ante mi error han salido exigiendo acciones de reprobación, actúen con la misma diligencia cuando casos como este se producen en sus filas» y pidiendo «disculpas a mis convecinos de Dolores» y compañeros socialistas que se sienten «perjudicados».

Severas medidas


La respuesta del PP no se hizo esperar. El presidente de la Diputación, Carlos Mazón urgió al PSPV que abra expediente al dirigente socialista ante lo que calificó como «la declaración más execrable que hemos visto jamás en un diputado provincial en la democracia». La presidenta regional del PP, Isabel Bonig exigió a Ximo Puig que repruebe las palabras de su compañero porque «no todo vale para justificar los acuerdos del PSOE con Bildu», añadió.

Los diputados alicantinos no esperan que la votación decisiva depare «sorpresas»


El PSOE confía en que Pedro Sánchez revalide hoy su cargo y PP y Cs apelan a la «decencia» ante «la falta de escrúpulos»

Con acusaciones de la derecha pidiendo a los «socialistas valientes» que rompan la disciplina de voto y con una gran presión sobre el diputado de Teruel Existe para que no apoye al candidato socialista, desde la bancada del PSOE confían que Pedro Sánchez supere con éxito la segunda votación de investidura. El diputado ilicitano Alejandro Soler aseguró ayer que «no creo que haya sorpresas», como tampoco piensan desde el PP que se de un giro inesperado al guion previsto. El diputado César Sánchez acusó al PSOE de «pactar con el comunismo, con los que quieren romper España y con los herederos de ETA». La parlamentaria de Cs, Marta Martín espera que «haya decencia» después de «ver la sumisión y la falta de escrúpulos de Sánchez, hay que tener muchas tragaderas para votar sí. Yo votaré no», avanzó Martín. Por su parte, Joan Baldoví (Compromís) tampoco vaticina sorpresas, al igual que no espera que la «derecha apocalíptica» le haga caso y «se tome una tila».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook