16 de noviembre de 2019
16.11.2019

Europa antepondrá la inversión en medio ambiente y tecnología a las grandes infraestructuras

El eurodiputado del PP Esteban González Pons alerta de que la etapa de ayudas para grandes obras ha acabado

16.11.2019 | 00:13
Esteban González Pons, ayer, en las instalaciones del Club INFORMACIÓN en el Foro+Europa en el Mediterráneo.

El exconseller de la Generalitat participa en el foro organizado por INFORMACIÓN y Casa Mediterráneo.

«La hora de las grandes infraestructuras ha pasado para la Unión Europea. Ha llegado el momento de la inversión en medio ambiente, tecnología, digitalización e Inteligencia Artificial». Con estas palabras, el eurodiputado del PP y vicepresidente del Grupo del PPE, Esteban González Pons, explicó cuál va a ser la nueva política de inversión de la UE en los próximos años. Una nueva forma de distribuir el dinero en el continente con la que los políticos españoles deben, según apuntó, familiarizarse para que «confíen menos en que el coste de las infraestructuras se van a pagar desde Bruselas».

El también portavoz adjunto de la delegación del PP en el Parlamento Europeo hizo estas declaraciones ayer en el Club INFORMACIÓN durante la celebración del Foro+Europa en el Mediterráneo, un evento organizado por el periódico INFORMACIÓN y por Casa Mediterráneo. Tras ser preguntado sobre el envío del Fondo de Solidaridad de la Unión Europea a la Vega Baja para sufragar los daños de la gota fría del pasado mes de septiembre, González Pons señaló que Europa, de momento, no tiene previsto enviar este dinero porque «el Gobierno de España, que es quien debe iniciarlo, no ha realizado el trámite oportuno, al igual que tampoco se ha hecho desde la Generalitat Valenciana».

En relación con estas ayudas, González Pons recordó la visita del alcalde de Orihuela a Bruselas y destacó el enfoque que utilizó en las diversas reuniones, ya que Emilio Bascuñana informó de que el dinero iba a ser destinado para mitigar los daños causados «por un fenómeno que volverá a repetirse en el futuro a causa del cambio climático».

Sin embargo, consideró que esta defensa por el medio ambiente debe realizarse de un modo global. «Si Estados Unidos, Turquía, Rusia o China no trabajan en esta línea no sirve de nada. Por ello, los europeos debemos estar unidos para poder tener fuerza en el mundo», sentenció.

Sobre el futuro de la economía, el también exconseller de la Generalitat Valenciana en la época de Francisco Camps señaló que Europa va a focalizar sus inversiones en la tecnología, en la digitalización y en la Inteligencia Artificial. Al respecto, señaló que «está bien que regulemos a Google en Europa pero estaría mejor que debatiéramos y destináramos recursos a tener un Google europeo o sobre si debe haber una nube de datos europea».

En este punto, González Pons se paró para enfatizar que hoy por hoy «todos nuestros datos están en nubes americanas o chinas, lo que está generando el riesgo de que perdamos la soberanía digital europea» al no tener ningún tipo de acceso o control. Además, lamentó que de las 15 mayores empresas del mundo ninguna es europea.

La Inteligencia Artificial (IA) fue otro de los puntos en los que incidió González Pons. «Cada país habla de IA pero sería mejor que se hiciera en Europa de una forma común. No tiene sentido que no se pongan en común los avances de todos los países. Acabamos de hacer un presupuesto para que la investigación en Defensa sea común y debemos empezar a hacerlo en áreas como la inteligencia artificial o el futuro de los alimentos». Además, también abogó por crear una criptomoneda europea, aunque lamentó que en Europa «la unión bancaria es todavía una hipótesis difícil de alcanzar».

Un debate sobre la agricultura

La agricultura también estuvo presente en el acto celebrado en el Club INFORMACIÓN cuando González Pons señaló que España tiene que hacer un debate serio sobre la agricultura nacional y sobre qué hacer para ser más competitivos. «Ahora en Europa vamos a tener una buena oportunidad de avanzar porque el futuro comisario de Agricultura es de Polonia, con unos problemas parecidos a los nuestros y que va a estar de nuestro lado», apuntó.

La sequía de España también tuvo su presencia y alertó de que Europa puede y tomará cartas en el asunto. «El problema es que lo hagan de una forma que no nos gusto», afirmó. Por ello, reclamó a los políticos españoles a viajar más a Bruselas para dar a conocer las necesidades. «Si no nos oyen ahí, que es donde se toman el 60% de las decisiones, Europa puede adoptar unas políticas con la idea de ir en favor del medio ambiente pero ignorando todo lo que hacemos y sin tener en cuenta que detrás de esa decisión se pierden muchos puestos de trabajo», apuntó.

En su conferencia, González Pons destacó los beneficios que la Unión Europea ha llevado a todo el continente y catalogó el proyecto europeo como «uno de los mejores inventos de la historia política». Sin embargo, consideró que con el Tratado de Lisboa «comenzaron los problemas y se tomaron medidas de ajuste draconianas desde el punto de vista económico, imponiéndose por medios a veces poco ejemplares». Así, describió a la actual UE como un «edificio comunitario viejo, pequeño y anticuado que debemos repensar». Alertó también del auge de los partidos nacional populistas en toda Europa y mostró su temor por el peligro que corre la democracia representativa. «Cada vez más jóvenes prefieran la prosperidad a la democracia», alertó.

Sobre política nacional no quiso profundizar, aunque consideró que es una «anormalidad inexplicable que PP y PSOE no puedan entenderse» y abogó por la necesidad de un centro político que permita llegar a acuerdos. El debate sobre la inmigración también estuvo presente al señalar González Pons que «Europa requiere una política común de inmigración y de fronteras seria y estable. Aunque nos cueste dinero». Y añadió que «el drama de la inmigración va a ir a más, ya que las diferencias entre la ribera norte y sur del Mediterráneo no se detienen, crecen y el cambio climático les afecta más a ellos que a nosotros».

«El empresariado alicantino se ha preparado para el Brexit»

El eurodiputado del PP cree que el daño económico de la salida del Reino Unido de la UE será asumible

El Brexit, la salida de Reino Unido de la Unión Europea (UE), ocupó un importante espacio del Foro+Europa en el Mediterráneo, así como el impacto que tendrá en la provincia de Alicante. Al respecto, González Pons se mostró tajante al asegurar que el daño económico será mínimo porque «el empresariado alicantino se ha preparado para la contingencia del Brexit y no sufrirá graves daños por la salida de Reino Unido de la UE». En este sentido, destacó la pericia de los empresarios de la provincia al asegurar que «no les pillará por sorpresa». «En estos años de Brexit se han preparado, han abierto nuevos mercados y todavía queda tiempo para la salida definitiva», argumentó.

A pesar de ello, opinó que el Brexit es una mala noticia que generará daños nefastos. Y criticó la actuación de Boris Johnson, sobre el que dijo que «tiene el proyecto de convertir a Reino Unido en un Singapur gigante en Europa: quiere rebajar los estándares de calidad, no pagar impuestos, crear un paraíso fiscal y competir con la Unión Europea pero manteniendo algún convenio con nosotros. En definitiva, quiere hacer dumping».

Sobre el futuro del proyecto de la Unión Europa, González Pons apostó por «una UE que dependa de sus regiones, de sus ciudadanos y que se preocupe por la contaminación, que esté a la vanguardia de las tecnologías y que sea implacable ante los abusos y la violencia. Una UE cimentada en los pilares de la democracia porque el futuro les pertenece a los jóvenes y nosotros no podemos hipotecarlo por nuestra falta de capacidad política».

Público asistente

La participación de González Pons reunió a más de un centenar de personas en las instalaciones del Club. Entre los asistentes se encontraban compañeros de partido de González Pons, así como representantes del ámbito universitario y empresarial de la provincia de Alicante. Isabel Bonig, presidenta del PP en la Comunitat Valenciana, César Sánchez, diputado nacional del PP, Adrián Ballester, portavoz de la Diputación de Alicante, Emilio Bascuñana, alcalde de Orihuela, Luis Barcala, alcalde de Alicante u Olivia Estrella, secretaria general de la Agencia Valenciana de Innovación, fueron algunos de los que se acercaron al evento. También estuvieron Héctor Salvador, de Casa Mediterráneo, Carlos Baño, vicepresidente de la Cámara de Comercio de Alicante y Juan José Ruiz Martínez, rector de la UMH entre los asistentes.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook