29 de agosto de 2019
29.08.2019

El PP reabre la guerra de la lengua

Los populares preguntarán a Pedro Sánchez por el «ataque a la libertad» que suponen las encuestas que ellos utilizaron años atrás sobre el uso del valenciano

28.08.2019 | 22:25
El PP reabre la guerra de la lengua

Hace unos años, con el PP al frente de la Generalitat, el alumnado de los colegios de la Comunidad Valenciana contestaba encuestas con preguntas como «ta mare entén el valencià?» o «els teus pares parlen entre ells en valencià?». Ahora esas cuestiones u otras de la misma índole, forman parte del cuestionario sobre usos lingüísticos que la Conselleria de Educación está distribuyendo por los centros docente. Pero ahora, esas consultas «están encaminadas a romper la convivencia» y «quieren catalanizar nuestras escuelas, esa es su hoja de ruta».

Así se manifestaron ayer el senador Pablo Ruz y el diputado Agustín Almodóbar, dos de los parlamentarios alicantinos del PP que en los próximos días presentarán «una batería de iniciativas» en el Congreso y en el Senado donde preguntarán por los asesores lingüísticos escolares que pretende implantar la Generalitat en los colegios y que, a través de formularios, «inquirirá a los menores por el tipo de lengua que utilizan no solo en las aulas, sino también en su ámbito personal», aseguran ambos dirigentes del PP. «Queremos saber si Pedro Sánchez está de acuerdo con que estas cosas pasen en la Comunitat Valenciana; si su Gobierno apoya que la Generalitat Valenciana atente contra las señas de identidad de la Comunitat Valenciana».

Para Pablo Ruz, que es a su vez el portavoz de Educación del PP en el Cámara Alta, las encuestas que años atrás hacían los gobiernos del PP -con preguntas publicadas en el documento adjunto-, eran para hacer un «uso administrativo del valenciano». Ruz justifica la actitud beligerante que ahora muestra el PP con estos formularios porque «nunca se había cruzado la línea roja, buscando información de los padres y madres, ahora se está invadiendo el ambiente doméstico, el más íntimo». El senador se apoya en asociaciones de padres, que ya han denunciado «esta intromisión», al usar unos «injustificados e improcedentes» formularios con preguntas a los menores de edad que «se inmiscuyen en temas tan íntimos como la lengua que se utiliza en las fiestas de cumpleaños o en los hogares», así como sugiere que los anuncios que los centros transmiten por su megafonía «sean en valenciano».



«Catalanizar las escuelas»


Por su parte, el diputado Agustín Almodóbar recordó que «la política educativa del Partido Popular consiste en otorgar libertad a los padres sobre cómo educar a sus hijos». Frente a este objetivo, Almodóbar afirmó ayer que los tribunales «ya ha emitido 40 sentencias en contra de la política educativa del Consell», a través de las denuncias de asociaciones de padres y directores de colegios, entre otros colectivos educativos. En concreto citó el caso de la provincia de Castellón, donde indicó que el 93% del alumnado estudia en la línea de valenciano porque «está forzado a estudiar en valenciano». Para el diputado de Benidorm, «imponer la lengua vernácula es una anomalía democrática». En cambio, el PP siempre «estará al lado de la comunidad educativa», insistió Almodóbar.

En esta misma línea, el senador Pablo Ruz advirtió que estas actuaciones son «muy peligrosas» porque el Consell de PSOE, Compromís y Podemos «imita lo peor y pretende emular un modelo educativo y de convivencia que en Cataluña ha colapsado». Y a falta de concretar si prospera la alianza de las derechas que estos días promueven dirigentes el PP, en este tema, al menos, los populares creen que «comparten muchas cosas» con Ciudadanos y con Vox», asintió Ruiz.

Problemas de hotel en Benidorm para acoger el inicio del curso político


Pablo Casado también ha intervenido esta semana en este debate sobre la lengua, al acusar a la Generalitat de estar «imitando a (Quim) Torra» permitiendo «que se vigile la lengua en la que hablan los alumnos en el recreo o en el comedor». El presidente nacional del PP, que ha calificado esta iniciativa de «adoctrinamiento», a buen seguro que abordará esta asunto al acto que marca el inicio del curso político de los populares, programado el sábado 7 de septiembre en Benidorm. Para esa cita, el PP pretende reunir a unos 600 militantes y simpatizantes de toda la Comunidad Valenciana, aunque todavía no tiene decido el lugar donde se celebrará esta comida debido a los problemas de aforo para encontrar un salón apropiado. Al igual que ya se han dado problemas para encontrar habitación disponible en los muchos hoteles de la ciudad del turismo, a primeros de septiembre, en un fin de semana que coincide con el Benidorm Pride Festival, la fiesta del Orgullo organizadora por la comunidad LGBT.

Mociones para que el valenciano sea mérito y no requisito como quiere Dénia


El PP teme que municipios con gobiernos del «Botànic» extiendan por Alicante la «hoja de ruta nacionalista catalana»

El PP actuará en todos los municipios de la provincia de Alicante contra la imposición del valenciano como requisito imprescindible para el acceso a la función pública, como va a ocurrir en Dénia. El Ayuntamiento de Dénia, gobernado por el Partido Socialistas con mayoría absoluta, presentará en un pleno programa hoy jueves una moción para que sus 500 funcionarios tengan la obligación de conocer la lengua vernácula para tener su puesto. Tanto el coordinador general del PP alicantino, Raúl Dalmau, como el senador Pablo Ruz y el diputado Agustín Almodóbar aseguran que «el valenciano debe ser mérito, nunca requisito indispensable, para poder ser funcionario».

A raíz de la decisión de Dénia, los populares presentarán mociones en todos los ayuntamientos para que «el PSOE diga si cierra la puerta de la Administración pública a miles de personas o si continúa con la hoja de ruta nacionalista de sus socios en el Botànic». Dalmau considera que «el ejemplo de Dénia se puede repetir en todos los municipios donde gobierne esta izquierda radical y nacionalista, desde la Vega Baja a la Marina Alta, porque no habrá un lugar en toda la provincia de Alicante que los socialistas no quieran imponer su adoctrinamiento lingüístico». Dalmau añadió que «Ximo Puig es el primer nacionalista de un Consell cuyo único objetivo es seguir la senda que marcan los independentistas en Cataluña», manifestó.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook