14 de agosto de 2019
14.08.2019

El PP batallará en las Cortes contra la «imposición» del valenciano en las aulas

La diputada Gascó denuncia la «inquisición lingüística» del Consell y exige que un 30 % de la enseñanza sea en castellano

13.08.2019 | 20:57

El Partido Popular presentará en las Cortes una batería de iniciativas y Proposiciones No de Ley (PNL) para «contrarrestar» y denunciar los «atropellos del Botànic» en materia de educación, así como la «imposición» del valenciano en las aulas. Así lo avanzó ayer la portavoz de Educación del grupo popular, Beatriz Gascó, que denunció la «catalanización» del sistema educativo y el «sectarismo e intento de manipulación y engaño a las familias valencianas» por parte de la Generalitat para «imponer un sistema educativo único calcado del modelo catalán donde la única lengua que se estudie sea el valenciano».

Para contrarrestar la «falta de pluralidad del Botànic», el PP pretende presentar una Proposición no de Ley (PNL) que permita «garantizar que al menos un 30 % de la enseñanza en todos los municipios de la Comunidad sea en castellano», un principio «irrenunciable» para «hacer desaparecer el modelo único». «Queremos que las familias y la sociedad conozcan donde están las trampas y dónde están los peligros, para que sepan detectarlos y puedan denunciar cada episodio irregular que se produzca en las aulas. Se está produciendo un engaño a las familias porque la norma plurilingüe impone un modelo educativo único, siguiendo Compromís el mismo modus operandi que se siguió en Cataluña», aseveró.

Gascó, que tildó de «estafa lingüística» la Ley de Educación, criticó que «el hecho de que Compromís, un partido pancatalanista, radical y minoritario, coja las riendas de la educación e imponga su voluntad es el precio que tenemos que pagar todos los valencianos porque Ximo Puig esté sentado en el Palau de la Generalitat». La diputada recordó que el Estatut establece que saber valenciano «es un derecho, pero no una obligación». Gascó alertó de la reducción al 25 % de las horas lectivas en castellano en las aulas, lo que ve como un intento de «equiparar la realidad catalana a la de la Comunitat, cuando no tienen nada que ver», algo que cree que demuestra el «la marginación del castellano».

La portavoz de Educación del PSPV en las Cortes, Ana Besalduch, contestó a Gascó e instó al PP a que «deje de mentir y de inventarse problemas en los centros educativos, que no existen», por su intención de presentar una batería de iniciativas en el parlamento valenciano. «Durante 20 años, el PP impuso un modelo segregador; hoy es la comunidad educativa, las familias y el profesorado quienes tienen libertad para elegir», dijo.

La parlamentaria socialista afirmó que el PP «sigue empeñado en mentir al conjunto de la ciudadanía cuando habla del modelo lingüístico». «Es mentira que la Conselleria de Educación implante un modelo único», recalcó para alabar un modelo que «se va adaptando a las realidades de cada centro y de cada territorio». Insistió, en esta línea, que «hoy es la comunidad educativa, el profesorado y las familias las que eligen el modelo que mejor se ajusta a la enseñanza de sus hijos».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook