24 de junio de 2019
24.06.2019

El cierre de un magacín reabre el debate sobre la gestión y el presupuesto de À Punt

La cadena pública se queda sin dinero a mitad de año y el emblemático programa «El Matí» no volverá en septiembre

23.06.2019 | 21:07

No será simplemente una parada estival, tal como se trasladó en un primer momento. À Punt no tiene previsto volver a programar en la parrilla del próximo otoño el magacín de la mañana que presenta Clara Castelló, «El matí À Punt», que se ha convertido en una de las insignias de la renacida televisión pública autonómica. Así se lo ha trasladado en las últimas horas a las productoras y los profesionales.

Hace unas semanas, el Consejo Rector acordó la supresión temporal de algunos programas. Básicamente de actualidad, como el informativo de la mañana (que sí que volverá) y el mencionado magacín matinal, de actualidad y entretenimiento, que termina este viernes.

¿A qué se debe el final de las emisiones? La explicación que ha dado la cadena pública es la falta de presupuesto. A mitad de año, À Punt se ha quedado sin dinero. Según trasladan, con sus medios actuales no se pueden manejar dos programas de este calibre, en referencia al magacín de la tarde, À Punt directe.

La CVMC, que dispone de un presupuesto de 55 millones, ha convertido la cuestión de la partida económica en su gran enfrentamiento con el Consell del Botànic, sobre todo con el PSPV. La directora general, Empar Marco, y el presidente de la corporación, Enrique Soriano, llevan meses pidiendo en este sentido un mayor esfuerzo económico para cumplir con la ley de creación de la CVMC, que fija una partido de entre el 0,3 % y el 0,6 % del presupuesto del Consell. Argumentan que está por debajo de la media española y europea para las televisiones públicas.

Las estrecheces

Lo que ha sorprendido, llegados hasta este punto, es que no se haya programado teniendo en cuenta el dinero disponible para mantener estable todo el año un programa básico en la parrilla. Fuentes del PSPV, que se han enfrentado a la dirección en las Corts alegando que todos los departamentos conviven con las estrecheces, lamentan que el modelo no está permitiendo una buena gestión económica de la cadena. También se critica que el gasto de personal (454 trabajadores) está por encima del tope legal.

Con todo, Compromís lanzó ayer un salvavidas a los responsables de À Punt al reabrir el debate sobre su financiación pasado ya el ciclo electoral. El síndic en las Corts, Fran Ferri, pide a PSPV y Unides Podem incluir en los presupuestos para 2020 un incremento para la tele, tal como ya intentaron el pasado año. La cadena pública se sitúa así en el debate político de este mandato.

«Los primeros presupuestos del Botànic II son una buena oportunidad para garantizar la financiación suficiente de À Punt, logrando ese 0,3% de las cuentas. Tener unos medios públicos de calidad y sostenibles pasa por que sean eficientes, no por que sean precarios. Por eso incluimos una cláusula contra el endeudamiento en la ley de creación, criterios de buena gobernanza y una garantía de inversión por parte de la Generalitat».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook