29 de abril de 2019
29.04.2019
Elecciones Generales 2019

Elecciones generales 2019: El nacionalismo recupera su mayoría en el País Vasco mientras el PP desaparece

El PNV vuelve a ser la fuerza más votada y junto a Bildu y PSE se benefician de la caída de Podemos. Maroto, sin escaño en el Congreso

29.04.2019 | 02:08
El presidente del PNV, Andoni Ortuzar.

El PNV vuelve a ser primera fuerza en el País Vasco tras perderla a manos de Podemos en las anteriores generales de 2016. Los jeltzales consiguen enviar al Congreso a seis diputados, mientras que el PSE, Unidas Podemos y EH Bildu empatan con cuatro escaños cada uno, en una comunidad en la que el nacionalismo obtiene una mayoría incontestable.

La otra gran noticia que dejan las elecciones de ayer en Euskadi es que ninguna de las fuerzas conservadoras nacionales obtiene representación tras perder el PP sus dos diputados que obtuvo en 2016, convirtiéndose en irrelevante en esta autonomía. Ni los populares, ni Ciudadanos ni Vox lograron sumar un escaño.

Los principales ganadores con estos resultados son las fuerzas nacionalistas. Tanto PNV como EH Bildu mejoran sus datos y salen reforzados tras una campaña en la que la preponderancia de la crisis catalana como eje central de la misma ha puesto de rebote a esta autonomía en el centro de la polémica. Los primeros recuperan el sexto diputado perdido en 2016 mientras que los segundos doblarían su presencia en Madrid al pasar de dos a cuatro representantes. Ambas formaciones se han conjurado durante la campaña en combatir las promesas recentralizadoras que llegaban desde PP, Ciudadanos y Vox.

También recuperan fuerza los socialistas vascos, que recogen uno de los dos diputados que pierde Unidas Podemos para pasar de tres a cuatro. La formación de Iglesias sería la perjudicada de este ascenso del PSE, que parece haber mantenido en esta región la tónica nacional de absorber a parte del electorado de Unidas Podemos.

Maroto, sin escaño


Especialmente sonado es el descalabro del PP vasco, que se queda sin representación en esta comunidad. Los populares estuvieron peleando el último escaño de Álava casi hasta el último voto con Bildu, pero lo perdieron por poco más de 300 sufragios. Así, su número uno por esta provincia, Javier Maroto, que también ha sido el jefe de campaña de Pablo Casado, se queda sin asiento en el Congreso.

Pese a desplazarse al País Vasco durante los días previos al 28A, Ciudadanos constató ayer su irrelevancia, con cero escaños y un 3 % de los votos. Vox, con el 2,2 %, tampoco logra escaño.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook