27 de marzo de 2019
27.03.2019

La nueva cúpula impuesta desde Madrid y sus familiares se reparten las listas a las Cortes Valencianas y el Congreso de los ultras de Vox en la provincia

Los dirigentes impuestos por Santiago Abascal se quedan con los puestos de salida en unas candidaturas con tres matrimonios en plazas clave y el padre de la presidenta provincial pendiente de ir al Congreso

27.03.2019 | 13:13
La nueva cúpula impuesta desde Madrid y sus familiares se reparten las listas a las Cortes Valencianas y el Congreso de los ultras de Vox en la provincia

Todo queda en casa. O, si lo prefieren, nepotismo en estado puro. La núeva cúpula provincial de Vox, el partido ultraderechista que se perfila como socio del PP y Ciudadanos igual que en Andalucía en el supuesto de que sumen una posible mayoría, se queda con los puestos de salida a las Cortes Valencianas y además colocan a familiares directos en los puestos clave a semejanza de lo que ocurrió en su día en la dirección local de Podemos en Alicante. Impuestos desde Madrid por la dirección de Santiago Abascal para acallar voces disidentes en el momento clave de la confección de las listas, la número uno al parlamento autonómico por Alicante, como adelantó este periódico, será la jurista Ana Vega, que además ha sido designada "a dedo" como presidenta provincial del partido.

Mario Ortolá, la pareja de Ana Vega, tal y como ya anunció INFORMACIÓN, será el alcaldable en la ciudad de Alicante y, además, ocupa puestos de relleno en las candidaturas a València y Madrid, conocidas ayer después de su publicación tras su registro en la Junta Electoral pero que el partido ultraderechista había ocultado durante los dos últimos días. Ahora se conoce el motivo. No es la única persona vinculada con la nueva presidenta provincial de Vox que está en las candidaturas. Su padre, Faustino Vega, ocupa el tercer puesto al Congreso después del militar Manuel Mestre y de un desconocido en la provincia llamado José María Sánchez, que es un juez cunero natural de Albacete. En el caso de que cuadren las listas en algún momento de la legislatura, la familia de la nueva líder provincial podría llegar a acumular tres sueldos con cargo a las cuentas públicas.

 Como número dos al parlamento autonómico figura David García, de San Vicente del Raspeig y que tiene vínculos directos de amistad con el propio Santiago Abascal. Cabe recordar que el líder de Vox está ligado a la localidad, de la que es natural su esposa. El aspirante a las Cortes Valencianas -porteador de una empresa de paquetería y ahora vicepresidente provincial como segundo de a bordo designado directamente desde Madrid- fue impuesto además como jefe del partido en ese municipio de l'Alacantí después de acabar con el entonces coordinador local. David García, además, ha colocado a su mujer, Beatriz Castro, en la lista al Congreso como número cinco. Aún hay otra pareja en esa candidatura. La número cuatro al Congreso, Elvira Gómez, y el seis, Juan Pedro Peraba. Son "camisas viejas" de Vox casi desde el principio pero cuentan con el favor de la nueva presidenta provincial del partido.

En el tercer puesto de la lista a las Cortes Valencianas aparece Miguel Pascual, elegido por Madrid como secretario tesorero de la nueva dirección del partido en Alicante. Y en el cuarto puesto para ocupar un escaño en el hemiciclo autonómica aparece Ana María Cerdán, hasta ahora presidenta del partido en Alicante y que, supuestamente, habría dimitido voluntariamente según la versión oficial. La inclusión de Cerdán en la candidatura autonómica, sin embargo, abona la tesis, extendida entre los críticos de Vox, que en realidad la dimisión fue una maniobra pactada con Madrid para que se pudiera elegir una nueva ejecutiva a dedo y acabar con cualquier voz discordante.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook