26 de enero de 2019
26.01.2019

La jueza levanta el embargo al chalé familiar de Zaplana en Benidorm

El presidente de los hematólogos españoles: «El médico es quien debe decidir dónde debe estar su paciente»

25.01.2019 | 22:54

La magistrada del Juzgado de Instrucción número 8 de València, que investiga la Operación Erial ha devuelto al expresidente de la Generalitat Eduardo Zaplana la casa de Benidorm (la Marina Baixa) que le decomisó tras su detención por los presuntos delitos de blanqueo de capitales, malversación y prevaricación. La juez decomisó la casa tras la información que le trasladó la UCO y ahora revierte la situación tras comprobar que la vivienda fue adquirida antes de que se produjeran los hechos investigados, según informaron a Europa Press fuentes cercanas a la familia. En el escrito señala que deja «sin efecto» el decomiso acordado en mandamiento del 1 de octubre de 2018 al registro de la propiedad nº 1 de Benidorm con titularidad de Eduardo Zaplana y Rosa Barceló «al haberse justificado su adquisición con anterioridad a los hechos investigados en perjuicio de que en caso de abrirse pieza de responsabilidad civil en su día, pueda quedar afecta a la misma».

Por otra parte, el presidente electo de la Sociedad Española de Hematología y Hemoterapia (SEHH), Ramón García Sanz, aseguró ayer en València que la leucemia aguda secundaria que afecta al exministro Eduardo Zaplana es una enfermedad «con muy mal pronóstico» y debe ser el equipo médico que le atiende «el único que puede interpretar si el paciente debe estar en el hospital, en su domicilio o en cualquier otro ambiente». Sanz que participó ayer en la reunión nacional «Conclusiones del 60º Congreso de la Asociación Americana de Hematología» señaló que hay pacientes con enfermedades hematológicas graves que pueden estar en prisión y «otros que no pueden estarlo» y en el caso del expresidente de la Generalitat valenciana está afectado por una leucemia que solo se cura en el diez por ciento de los casos por lo que cualquier paciente que ha sido sometido a un trasplante alogénico de médula ósea «cuando tiene complicaciones tiene que estar ingresado en el hospital».

Respecto al doctor Guillermo Sanz, jefe de Sección de Hematología Clínica de La Fe y quien realizó en 2015 el trasplante de médula a Zaplana, destacó que es un asociado muy relevante de la SEHH. «Ha hecho grandes contribuciones científicas y sociales a nuestra sociedad y, por tanto, la SEHH le respalda».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook