07 de diciembre de 2018
07.12.2018

Puig reivindica la Constitución frente al auge del populismo pero urge su reforma

El presidente de la Generalitat alerta de la erosión de los valores constitucionales que están permitiendo la xenofobia y el hipernacionalismo en pleno auge de la ultraderecha en España

07.12.2018 | 00:11
Puig reivindica la Constitución frente al auge del populismo pero urge su reforma
Puig reivindica la Constitución frente al auge del populismo pero urge su reforma

Por cuarto año consecutivo Alicante se convirtió en epicentro institucional de la Comunidad Valenciana para conmemorar el nacimiento de la Constitución Española, que ayer cumplió 40 años y a la que el presidente de la Generalitat, Ximo Puig, se refirió como el «símbolo que tenemos para garantizar la pluralidad frente al extremismo que no respeta el contrato social que nos define como democracia avanzada». En pleno auge de la ultraderecha en España, cuatro días después de los resultados de las elecciones andaluzas y con los comicios autonómicos y municipales a menos de seis meses, el jefe del Consell convirtió el evento de la Generalitat para celebrar el Día de la Constitución en un acto de ensalzamiento de los valores de la Carta Magna frente a los que «buscan su erosión para dar lugar al populismo, el hipernacionalismo y la xenofobia».

El máximo mandatario autonómico cerró el acto institucional celebrado en el Teatro Principal de Alicante acompañado del Consell al completo, del presidente de las Cortes Valencianas, Enric Morera; de la vicepresidenta autonómica Mónica Oltra y del alcalde de Alicante, Luis Barcala, que ejerció de anfitrión. En un escenario con los consellers de fondo -junto a otras autoridades-, Ximo Puig advirtió de los movimientos que «ponen en peligro las libertades de la democracia por mucho que quieran recuperar proclamas que esconden un nuevo rostro del fascismo». Hubo un momento en el que Puig arrancó los aplausos de los asistentes. Fue cuando, a mitad de su discurso, el jefe del Consell apeló a las propuestas del gobierno valenciano para reformar la Constitución, un asunto que también centró los mensajes de su intervención.

Recordó que la Generalitat Valenciana ha apostado en sus propuestas para modificar la Carta Magna por el blindaje de los derechos sociales o ambientales y por un estado federal. «Y también por erradicar la violencia machista. Cualquier viraje o tentación en otro sentido como hemos visto en los últimos días será inaceptable para cualquier democracia», añadió al tiempo que los aplausos se apoderaron del recinto. Los mensajes de su discurso alertando del auge de la ultraderecha formaron parte del grueso reivindicativo de la Carta Marga, aunque Puig aprovechó para insistir en la necesidad de reformar el documento para adaptarlo al contexto actual y para defender el estado federal frente a un modelo autonómico que tildó de agotado. Una reivindicación del principal mandatario autonómico de la Comunidad en medio de un contexto político de incertidumbre y tras el empuje que la crisis en Cataluña dio al debate sobre el modelo territorial.

Y es aquí donde Puig reivindicó más capacidad de autogobierno y la necesaria mejora de la financiación, uno de los ejes de la agenda política valenciana que ayer volvió a estar presente sin centrar, eso sí, el grueso del discurso. Echar demasiada carga sobre la espalda de un gobierno estatal de su mismo color político no procedía a menos de seis meses de los comicios municipales y autonómicos.

El pasado mes de febrero el Consell de la Generalitat aprobó, con el nombre de Acuerdo sobre la Reforma Constitucional, un documento político en el que se introducen propuestas ante una reforma de la Constitución Española que el gobierno de la Comunidad Valenciana considera necesarias. Y ayer fue un buen momento para recordarlo.

Incluso en la introducción que Mónica Oltra realizó para dar paso al presidente Puig, la vicepresidenta ya anticipó uno de los dos puntos claves del discurso de ayer: «La Constitución ha sido la misma en los últimos 40 años, pero la sociedad ha cambiado».

También se refirió Oltra durante su intervención para abrir el encuentro a los que «hacen el vacío» a la Carta Magna, algo que hiló, a su vez, con la necesidad de reformarla. «Hacer de la Constitución un símbolo inmutable es regalarla a aquellos que hacen de las banderas, de las leyes y de las patrias símbolos vacíos que centrifugan personas», señaló la vicepresidenta. Nada más acabar el acto y a preguntas de los periodistas sobre la entrada de Vox en el parlamento andaluz con 12 diputados, defendió las políticas de cohesión y protección social como «vacuna contra el fascismo, la ultraderecha y los enemigos de la libertad, la democracia y la Constitución».

El acto institucional del Consell en Alicante sirvió a Ximo Puig para trasladar la idea de bicapitalidad al recordar que es Alicante la que acoge desde 2015 el acto oficial de celebración del aniversario de la Carta Magna. El gobierno valenciano que comparten PSPV y Compromís con el apoyo parlamentario de Podemos decidió que el 9 d'Octubre tendría como sede València y el 6 de diciembre la provincia.

Hubo momentos para hacerle un guiño al mestizaje político, justo en el que se asienta el gobierno valenciano al sostenerse por los tres partidos que firmaron el Pacto del Botànic. «La diversidad es lo mejor de un sistema» , dijo Ximo Puig. Y también subrayó que cuando se está en política «hay que gestionar la diversidad».

Hubo también momentos para el recuerdo. Durante el acto se proyectó un vídeo que se realizó para el día de ayer con imágenes de archivo de las primeras elecciones y en el que se vieron actos reivindicativos en Alicante sobre L'Estatut de Autonomía. En el vídeo también se recordaba a los padres de la Constitución o a los políticos alicantinos que formaron parte de las Cortes Constituyentes.

Además de imágenes, también hubo música con la intervención de la Escolanía del Misteri, que cerró su aplaudida intervención con el Imagine de John Lenon y con la canción Libertad sin ira, de Jarcha.

El elenco institucional pasó ayer por la presencia del Consell al completo, el presidente de las Cortes Valencianas, Enric Morera; el subdelegado del Gobierno, Juan Carlos Fulgencio, la subdelegada Araceli Poblador o los diputados nacionales de Compromís Joan Baldoví e Ignasi Candela. No así los dos del PSPV por Alicante, ya que estuvieron en el acto institucional de Madrid. Sí estaban diputados autonómicos socialistas, la corporación municipal de Alicante casi al completo con el alcalde Luis Barcala ejerciendo de anfitrión; conocidos socialistas de la agrupación de Alicante -sin faltar la del exsenador Ángel Franco-los alcaldes de Elche, Carlos González, y el de Xàbia, José Chulvi -a su vez portavoz del grupo socialista en la Diputación- o el presidente de la Federación Valenciana de Municipios y Provincias y alcalde de Elda, Rubén Alfaro. La Síndica de Cs en las Cortes Valencianas, Mari Carmen Sánchez, también estuvo en la celebración, así como representantes sindicales, del poder judicial -acudió al Teatro la presidenta del Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana, Pilar de la Oliva-, el Síndic de Greuges, José Cholbi y representantes de los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook