31 de octubre de 2018
31.10.2018

El Consell aumenta un 32% el presupuesto para carreteras y el TRAM en año electoral

Vertebración del Territorio invertirá en viales y el ferrocarril un total de 87,2 millones de euros - El pago de la deuda de la avenida de Dénia se lleva otros cuatro millones de euros

31.10.2018 | 15:58
El Consell aumenta un 32% el presupuesto para carreteras y el TRAM en año electoral

La Conselleria de Vertebración del Territorio y Obras Públicas tiene previsto invertir en 2019 -año electoral- un total de 87,2 millones de euros en infraestructuras viarias y ferroviarias en la provincia de Alicante, lo que supone un crecimiento del 32% respecto al presente 2018 y supone el 46,8% de la inversión en carreteras y ferrocarriles del conjunto de la Comunidad Valenciana. Este año 2018, la Conselleria tenía asignados 66,2 millones.

En concreto, en conservación y mejora de las carreteras se invertirán 28,5 millones de euros, de los que la gran beneficiada será la mejora de la seguridad vial entre Elche y Santa Pola (CV-865) con más de dos millones de euros, la mejora de la CV-755 en Guadalest con un millón de euros y la rehabilitación de la CV-820 en El Moralet (Alicante).

Un año más un "pufo" heredado del último año de gestión del Consell de Francisco Camps, la ampliación de la Avenida de Dénia, se llevará 4 millones de euros que aún quedan por pagar de la deuda de 12 millones de euros que se encontró el actual gobierno autonómico. El pago total de estas obras no acabará hasta 2020 con otros cuatro millones.

El presupuesto se destinará a la mejora, entre otras, de la seguridad en la circunvalaciones de Villena, Algueña y Pinoso. También está previsto actuar en la mejora de la seguridad vial en la rotonda de San Miguel de Salinas (en ejecución y con un presupuesto de 1,2 millones de euros), en Hondón de las Nieves, Jacarilla (Vistabella), Los Montesinos, Novelda, Orihuela y Xàbia, así como en la Vía Parque Elche-Santa Pola (un tramo ya está en obras), y en la mejora de la travesía de la partida alicantina de El Moralet en la carretera CV-800, que conecta Alicante con Xixona.

Se contemplan también obras por valor de 19 millones para la conservación del resto de la red autonómica de carreteras como la reforma del firme entre Sax y Salinas (567.000 millones de euros) o los 355.000 euros de la mejora de la CV-95 entre Orihuela y Jacarrilla.

En el presupuesto global de carreteras siguen apareciendo los 600.000 euros para la peatonización de la Explanada y 60.000 euros para iniciar los trabajos para comenzar a redactar el plan de movilidad del área Alicante-Elche. También se pretende iniciar el año que viene la redacción de los planes comarcales de movilidad de la Vega Baja, la Marina y el Vinalopó.

Por último, se iniciarán los estudios para la mejora de la CV.95 y la estación intermodal de la Vega Baja.
En cuanto al ferrocarril, la inversión será de 58,7 millones de euros centrada en acabar de pagar el Túnel de la Serra Grossa del TRAM y la moderanización de la Línea 9 del TRAM que conecta Benidorm con Dénia y en la que además de electrificarla se van a incorporar trenes nuevos.

Vivienda

En cuanto a la política para mejorar el acceso a la vivienda, uno de los ejes de la consellera María José Salvador, el presupuesto crece un 7.9% hasta alcanzar los 98 millones de euros en el conjunto de la Comunidad Valenciana. Rehabilitación, subvención del alquiler y compra de pisos para ampliar el parque de viviendas concentrarán el esfuerzo inversor.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook