05 de julio de 2018
05.07.2018

La jueza archiva la causa por el contrato de Crespo Gomar con el Ministerio de Sanidad

05.07.2018 | 17:35
La jueza archiva la causa por el contrato de Crespo Gomar con el Ministerio de Sanidad

La titular del Juzgado de Instrucción 43 de Madrid ha decidido archivar la investigación que se seguía contra la exdirectora general de Consumo, Etelvina Andreu, y otros 9 miembros de la mesa de contratración y un alto directivo del Ministerio de Sanidad que adjudicó a Crespo Gomar SL el contrato para la «creatividad y producción de una campaña de publicidad institucional del Ministerio de Sanidad y Consumo -entonces dirigido por el carletino Bernat Soria- para promover un consumo responsable, seguro y solidario ante las compras de navidad y en épocas de rebajas, así como la utilización del sistema arbitral de consumo».

El concurso licitado el 11 de septiembre de 2008 por 200.000 euros se adjudicó a la consultora de Gandia, Crespo Gomar SL, por 184.138,40 euros (IVA incluido). La sospecha es que esta contratación era una "compensación" en agradecimiento a la empresa por haber colaborado en la financiación irregular del PSPV durante la campaña electoral de 2007.

Sin embargo, la titular del Juzgado de Instrucción 43 de Madrid considera que "ni en el desarrollo del expedientem ni en su conclusión se han apreciado irregularidades que lleven a concluir la existencia de indicios de los delitos que da lugar a la incoación de la presente causa". La magistrada tampoco ve irregularidad alguna en la actuación de Etelvina Andreu durante la tramitación de este contrato, según el auto al que ha tenido acceso este medio.

Según el auto, contra el que cabe recurso, Andreu entró en el Ministerio cuando el expediente de contratación estaba ya iniciado y el pliego de prescripciones técnicas aprobado, y su participación posterior se limitó "a la suscripción del certificado de realización de la campaña contratada".

"No ha resultado de lo actuado que tuviese ningún tipo de intervención en la determinación de la puntuación alcanzada por la empresa Crespo Gomar en el concurso, ni que incitase, solicitase o determinase a ninguno de los participantes en el proceso de contratación para que la adjudicación fuera realizada a aquélla", apunta el auto.

El juez añade que "el hecho de que existiera una relación anterior" entre Andreu y Crespo Gomar, que trabajó en la organización de su campaña a la alcaldía de Alicante, "no lleva a la conclusión" de que haya cometido ninguna irregularidad en la adjudicación.

Por su parte, Naranjo fue quien acordó que se llevase a cabo la campaña, si bien no intervino en la tramitación del concurso y el juez no aprecia que incurriese en irregularidades.

Como tampoco ve ningún indicio de delito en la actuación de los miembros de la mesa de contratación y da credibilidad a las explicaciones que dieron en sus comparecencias acerca de las decisiones que se consideraron irregularidades en el informe pericial.

Tampoco aprecia "ninguna irregularidad" en las valoraciones a Crespo Gomar pues la económica se basa en "una cuestión aritmética" y en relación a la técnica "no se puede concluir que haya existido ninguna irregularidad" en la puntuación que obtuvo dicha empresa, 46.80 puntos superior a las otras que participaron en el concurso.

Por tanto, concluye el juez, el proceso de contratación concluyó con la adjudicación del contrato a Crespo Gomar el 24 de noviembre de 2008 y la realización efectiva de la campaña contratada, sin detectar irregularidades en el procedimiento.

Pese al sobreseimiento provisional de esta causa, aún hay un procedimiento en un juzgado de Madrid que investiga más irregularidades en otro contrato de publicidad del Plan de Vivienda 2009-2012, adjudicado también a Crespo Gomar por 126.208 euros, en el que están imputados dos altos cargos de la exministra Beatriz Corredor.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook