25 de octubre de 2017
25.10.2017
Tribuna

Alicante, ciudad de Cruceros

25.10.2017 | 01:37

Las entrevistas que realizamos a pie de barco con los turistas de cruceros que llegan a esta ciudad, nos comentan en un elevado porcentaje, un 82%, que Alicante es una ciudad encantadora, atractiva, especial, y lo más importante: que volverán en un futuro por otros medios a conocerla en profundidad.


Hay cosas que mejorar, por supuesto. Como en todo. Conseguir que un crucero arribe a esta ciudad como puerto base o de escala no es una tarea fácil. Por dicha razón, se está trabajando muy fuerte en ello desde hace tiempo. Los resultados ahí están: de los 29 cruceros que visitaron nuestra ciudad en 2014 y sus 34.583 pasajeros, a los 50 de 2015 y 82.316 pasajeros; en 2016, 54 cruceros y 89.106 pasajeros, hasta este año 2017 en que se prevé cerrar 55 escalas y un resultado final de 94.000 pasajeros.


Y la previsión, no cerrada todavía, para 2018 es de 53 escalas y un volumen de 108.000 pasajeros. En tan sólo cinco años se habrá doblado la presencia de cruceros en nuestra ciudad y triplicado el de pasajeros. Estos datos confirman la buena labor comercial y de relaciones públicas que estamos llevando desde Costablanca Portuaria, la Terminal de Cruceros, que refleja un crecimiento constante tanto de cruceros como de los turistas que visitan nuestra ciudad.


Esta Terminal de Cruceros junto con la Autoridad Portuaria y las empresas consignatarias, mantiene constantes negociaciones con más de treinta navieras. Todas las navieras (y no sólo Costa Cruceros y Pullmantur) planifican para sus clientes rutas variadas y con normales cambios de itinerarios de año en año con el fin de que su propia oferta sea más atractiva.


No sería lógico ofrecer la misma ruta con los mismos destinos a los clientes repetidores. Un ejemplo: P&O, naviera británica, después de haber venido a Alicante en 2015, no planificó ninguna escala al año siguiente, pero ha vuelto este 2017. Lo mismo podemos decir con la alemana AIDA que este año no ha hecho escala en nuestra ciudad pero sí lo hará en 2018.


Es esencial seguir trabajando conjuntamente para poder mejorar nuestra oferta turística y convertirla en excelente para todas las navieras y llegar a ser puerto líder en la llegada de cruceros tanto como puerto base como de escala. Ese es el objetivo: que Alicante sea uno de sus mayores atractivos y alicientes en sus rutas y conseguir ser para el turista de cruceros un referente y prescriptor en todo el mundo de la imagen de nuestra ciudad y su oferta turística.


En mi opinión, nos deberíamos concienciar, en la medida de lo posible, en no divulgar noticias negativas (en la mayoría de los casos, exentas de realidad) en un entorno tan globalizado, que no ayudan en nada a la imagen de nuestra ciudad y no benefician a nadie, creando como consecuencia falsas alarmas en las navieras y los turistas que desean visitarnos.


Ni tampoco debemos pasar por alto el enorme beneficio del turismo de cruceros que se presenta en todos los niveles de la sociedad alicantina y su provincia como efecto multiplicador en la dinamización de negocios, creación de empleo y nuevas oportunidades de innovación turística.


Si todos colaboramos, si nos concienciamos en la oportunidad que se nos presenta, y somos capaces de ofrecer una oferta de innovación turística, mejora de infraestructuras y servicios, los cruceros tendrán en Alicante a un destino preferencial y así aumentar de manera considerable tanto la llegada de cruceros como de pasajeros.


En eso estamos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook