Hazte suscriptor en Diario Información
25 de mayo de 2014
25.05.2014

Vehículo lígero

25.05.2014 | 00:30
Vehículo lígero

Nuevo estreno de Teada, Titulados en Arte Dramático de Alicante, con la colaboración de la Facultad de Filosofía y Letras y la producción ejecutiva de John D. Sanderson. La obra muestra el significativo nombre de Enreda-2, en la que participan 16 intérpretes, dos en cada minipieza dirigida por Juan Luis Mira, responsable de la dramaturgia a su vez. Las escenas, algunas de las cuales han sido escritas por los actores coordinados por Pascual Carbonell, ponen el énfasis en temáticas que sugieren e inquietan al público. El amor, el desamor, la incomunicación o las relaciones familiares. De ahí surgen el miedo a la soledad, el absurdo de las realidades cotidianas y un destino forjado cada día. Los personajes aparecen enredados o con el afán de salir de la red. La foto del programa de mano incluye una bolsa de basura, que después se presenta en una de las situaciones, como forma de tirar lo inservible en una especie de catarsis. No se dice, pero el primer pasaje es de Noche de perros y girasoles, pieza de Juan Luis Mira que se vio hace años en el Arniches, el mismo espacio de ahora. Vean a la joven en paro y al banquero, una especie de doberman de las finanzas capaz de comerse a los perros pequeños o a los humanos débiles. O los drogatas en plena discusión. Ella quiere huir del círculo y él rechaza el orden de cosas dominante. El grupo exhibe su capacidad en un panorama con altibajos y un pulso teatral que varía en función del momento. Además, la distancia en una pareja con inclinación hacia la violencia mutua. Las actrices de finales del XIX y principios del XX, la italiana Eleonora Duse y la diva francesa Sarah Bernhardt, laten con su rivalidad profesional y personal. La primera se defiende sin maquillaje y sin trampas dentro y fuera del teatro, y la segunda habla de las apariencias o de la seducción en escena y en la realidad. Finalmente, amores lésbicos y el choque familiar que puede producirse. «El gran teatro de la vida no tiene lógica», cantan homenajeando al mundo de los cómicos con la participación musical de Aurora Briz. Un ligero vehículo para que el extenso reparto plasme sus recursos y siga adquiriendo experiencia.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook