29 de septiembre de 2012
29.09.2012

VÍCTIMA DE LA EXPLOTACIÓN ECONÓMICA DE LOS ANIMALES

29.09.2012 | 07:00

El león -Panthera leo- es un mamífero carnívoro que puede llegar a pesar más de 250 kilos de peso en estado adulto. Viven, principalmente, en África y Asia. Es muy territorial aunque, habitualmente, su vida transcurre en manadas jerarquizadas


Reconozco que muchas noches, cuando la luna ilumina nuestro centro de rescate, me acerco hasta su jaula y me quedo absorto mirándole.
Él no aparta sus ojos de mí. Calmado, tranquilo y sereno, me mira fijamente acostumbrado ya a mi presencia.
Sansón, ese su nombre, es probablemente el león más grande del mundo.
Su tamaño no obedece a razones genéticas ni congénitas. Es la mano del ser humano la que ha moldeado su cuerpo pero, lo mejor será que les cuente su historiaÉ
Nació en un circo.
Como otros tantos desdichados, no conoció jamás más selva ni valle que una pequeña rulot convertida en jaula.
Su carrera artística comenzó siendo cachorro. Usado para la fotografía, miles de familias posaron junto a él en retratos, previo pago, convertidos en recuerdos.
Sansón fue cumpliendo meses pero sus dueños no tenían repuesto. Así que decidieron alargar su carrera de modelo. El problema principal para ello era sobre todo el tamaño de sus dientes. Largos y puntiagudos hacía harapo las ropa de todo aquel que se fotografiaba a su ladoÉ Así que cogieron unas tenazas y se los cortaron de raíz.
Esa es la terrible forma cómo se solucionan las cosas en el mundo del maltrato animalÉ
Quizás fue entonces cuando su cuerpo decidió no dejar de crecer, para que la falta de esos colmillos amenazantes y defensivos, se supliera con su tamaño descomunal.
Y, quién sabeÉ Seguramente fue eso lo que le salvó porque no existía ya remolque suficientemente grande para él.
Así que, finalmente, tras la intervención de las autoridades, ingresó en nuestro centro.
Ahora vive en paz aunque siempre recela del ser humano. Al fin y cabo, conoció mejor que nadie la peor cara del hombre.

Sansón vive en el recinto para grandes felinos del Centro de Rescate Arca de Noé en el Roal. Villafranqueza. Alicante.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook