30 de junio de 2020
30.06.2020
Información
Caso Gürtel

Un empresario, en el juicio de la trama Gürtel por la visita del Papa: "Olía a chamusquina"

José Luis A.A. dice que "todo pasaba por El Bigotes" y que "en alguna reunión estuvo Francisco Correa"

30.06.2020 | 13:46
Imagen de archivo del juicio del caso Gürtel.

Un empresario e ingeniero de sonido ha testificado en el juicio del caso Gürtel que el número 3 de la trama, Álvaro Pérez, El Bigotes, le utilizó para quedarse con su proyecto técnico para la visita del Papa a Valencia en 2006 y ha comentado que en las reuniones para prepararlo "olía a chamusquina".

La Audiencia Nacional ha reanudado este martes el juicio de los veintidós acusados de esta pieza de la trama de corrupción relacionada con el PP, seguida por supuestas adjudicaciones irregulares al entramado liderado por Francisco Correa con motivo de la visita del papa Benedicto XVI a Valencia en julio de 2006 para participar en el V Encuentro Mundial de las Familias.

Según la Fiscalía Anticorrupción, tras asumir la Radiotelevisión Valenciana (RTVV) la señal de la retransmisión de la visita del Papa el entramado de Gürtel consiguió que el ente público le adjudicara un montaje de pantallas y sonido en las calles de Valencia por "un precio desorbitado" de más de siete millones de euros.

La Fiscalía mantiene que el entonces director general de RTVV, el acusado Pedro García Gimeno, vulnerando las normas de contratación pública llevó a cabo actuaciones para dicha adjudicación por la que se repartió más de tres millones de euros con los miembros de la trama Francisco Correa, Pablo Crespo, Álvaro Pérez, El Bigotes, y el también acusado José Ramón Blanco Balín, asesor del grupo.

En la sesión de este martes ha testificado José Luis A.A., quien ha recordado que una persona de la Fundación V Encuentro Mundial de la Familia -integrada por la Generalitat, el Arzobispado, la Diputación y el Ayuntamiento de Valencia- se puso en contacto con él a principios de 2006 para encargarle el diseño de un proyecto técnico del montaje.

Preguntado sobre quién se encargaba de montar el evento ha dicho que "había indefinición porque aparentemente estaba controlado económicamente por la Fundación y querían que estuviera gestionado por Canal 9", pero ha asegurado que "todo pasaba por Álvaro Pérez" y "en alguna reunión estuvo Francisco Correa".

"Había más deseo de hacer algo rimbombante que bien técnicamente", ha comentado, y ha asegurado que Canal 9 carecía de medios humanos y técnicos para hacerse cargo del proyecto.

"Una reunión muy rara en un semisótano"

Además, ha recordado que en todo momento le dijeron que fuera "muy discreto" sobre este proyecto y que participó "en una reunión muy rara con Cabal 9 en un semisótano de un edificio extraño de oficinas en la que un técnico alemán -que le dijeron que estaba para supervisar el proyecto- le pidió los datos del mismo a lo que él se negó.

"Olía demasiado a chamusquina todo ello por la falta de claridad a la hora de hablar y vi que debía tener cuidado", ha comentado el testigo que ha recordado que incluso en una reunión Álvaro Pérez se quedó su proyecto técnico a pesar de que él no quería dárselo, y que además entregó un presupuesto económico.

Ha añadido que cuando él preguntó si en este proyecto participaba alguna empresa más al tratarse de un gasto de dinero público recibía "el silencio" por respuesta.

José Luis A.A. ha señalado que llegó a proponer que durante el tiempo de instalación de todos los equipos se montara una oficina en la que "con luz y taquígrafos se justificaran todos los gastos de los pagos que fueran autorizados por la Fundación, ya que era dinero público" pero que Álvaro Pérez le dijo que "ni hablar".

El testigo ha manifestado que finalmente le indicaron que otra empresa se iba a encargar del proyecto y se retiró del mismo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído