12 de mayo de 2020
12.05.2020
Información
Crisis del coronavirus

Casado confirma su 'no' a un estado de alarma "partidista"

El líder del PP ha criticado el plan de desescalada del Gobierno y pide obligar al uso de mascarilla en la calle

12.05.2020 | 14:15
Casado confirma su 'no' a un estado de alarma "partidista"
Casado confirma su 'no' a un estado de alarma "partidista"

El líder del PP, Pablo Casado, ha planteado este martes un pacto de Estado por la sanidad, denominado "Plan Cajal", para abordar dentro de la Comisión de Reconstrucción tras el coranavirus en el Congreso y reforzar ese ámbito "a medio plazo".

Esta propuesta forma parte de un plan de trabajo, bajo el lema "Activemos España", que el PP iniciará esta semana, dividido en tres ámbitos, el sanitario, el económico y el de libertad, justicia e interior, que Casado ha presentado en una rueda de prensa telemática, en la que ha reclamado que las mascarillas sean obligatorias para salir a la calle.

El pacto por la sanidad tiene el objetivo de "legar" a medio plazo la financiación suficiente a la sanidad pública, así como una centralización de la investigación, y también la creación de una Agencia Nacional de Salud Pública, con representación de todas las comunidades autónomas.

Casado ha criticado la "tardía respuesta" del Gobierno y su "incompetencia" a la hora de tomar medidas eficaces, lo que cree que ha contribuido a empeorar la situación frente a la pandemia del coranavirus en España.

Reclama el fin de la alarma

Por otra parte, Casado ha vuelto a reclamar el fin del estado de alarma, que considera que está siendo usado por el Gobierno a modo de "Gran Hermano" para limitar libertades y "coartar protestas", al tiempo que ha criticado la desescalada, porque cree que se hace de manera "partidista".

En una rueda de prensa telemática, Casado ha insistido en que hay alternativa con la legislación ordinaria al estado de alarma y ha rechazado negociar con el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, la futura prórroga, porque "nunca" lo ha hecho e incluso "le parecería mal" hacerlo.

Lo necesario es "salir cuanto antes de esta excepcionalidad constitucional", ha manifestado, y Sánchez ha tenido "suficiente tiempo" para adaptar el proceso de desescalada a la leyes ordinarias, que permiten mantener el mando único y limitar la movilidad, pero sin "poderes excepcionales" para "coartar protestas legítimas".

En este sentido, Casado ha dicho que su partido va a estudiar si algunas actuaciones del Gobierno, con órdenes a los cuerpos policiales que superan el estado de alarma, pueden constituir un "delito de prevaricación", porque el PP no va a consentir que se controle la libertad de expresión y política.

Además, ha considerado que su partido no ha cometido un "error" al abstenerse en la última prórroga del estado de alarma, que Ciudadanos sí apoyó tras llegar a un acuerdo con Sánchez, y ha apuntado que, de hecho, así lo muestran las últimas encuestas, las cuales muestran una subida de intención de voto para el PP.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook