30 de marzo de 2020
30.03.2020
Información
Crisis del coronavirus

Sanidad autoriza a contratar a estudiantes que aprobaron el MIR en 2019

Otra medida más en materia de recursos humanos para la gestión de la crisis sanitaria

30.03.2020 | 11:53
Sanidad autoriza a contratar a estudiantes que aprobaron el MIR en 2019

Los profesionales, de cualquier titulación, que realizaron las pruebas selectivas 2019 para el acceso en el año 2020 a plazas de formación sanitaria especializada (MIR) y que han superado la puntuación mínima en el ejercicio podrán ser contratados con motivo de la pandemia de coronavirus.

Así se estable en una orden del Ministerio de Sanidad del 27 de marzo que publica este lunes el Boletín Oficial del Estado (BOE), que modifica otra del 14 de marzo, por la que se adoptan medidas en materia de recursos humanos y medios para la gestión de la situación de crisis sanitaria ocasionada por el COVID-19.

La nueva disposición amplía la contratación con carácter excepcional y transitorio de aquellas personas con grado, licenciatura o diplomatura, y que carecen aún del título de especialista, a los que realizaron las pruebas del MIR 2019/2020 y no solo a los de 2018/2019 como establecía la anterior orden.

Se trata de profesionales, de cualquier titulación, que realizaron las pruebas selectivas 2018 para el acceso en el año 2019, o en 2019 para acceder este ejercicio, y superaron la puntuación mínima en el ejercicio.

El contrato tendrá una duración de tres meses prorrogables por sucesivos períodos de tres meses y se extinguirá en el momento en que al profesional se le adjudique una plaza.

Además, la orden autoriza a las comunidades autónomas a suscribir "contratos de duración determinada, de auxilio sanitario" a estudiantes en su último año de formación de todas las profesiones sanitarias, así como de estudiantes de último año del área sanitaria de formación profesional. En este caso, el contrato debe "indicar que se desarrolla en calidad de apoyo y bajo supervisión de un profesional sanitario".

Al igual que en la disposición del 15 de marzo, la nueva orden establece la suspensión de las rotaciones en curso o programadas de los residentes para que estos puedan prestar servicios en aquellas unidades en que se precise un refuerzo del personal derivado de las necesidades asistenciales.

Pero añade que se adaptarán los itinerarios formativos con el fin de que los residentes adquieran las competencias en control de las enfermedades y las situaciones de emergencia.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook